Miércoles, 26 de Mayo de 2010

EEUU cierra filas entorno a Seúl

Clinton visita Seúl en un momento de máxima tensión entre las dos Coreas por el hundimiento del Cheonan en marzo

EFE ·26/05/2010 - 06:24h

EFE - Activistas surcoreanos prenden fuego a un cartel con el líder norcoreano durante una manifestación contra Corea del Norte celebrada ayer frente a la Asamblea Nacional en Seúl (Corea del Sur).

"Pedimos a Corea del Norte que frene sus provocaciones, amenazas y beligerancia contra sus vecinos, y tome medidas para cumplir sus compromisos de desnuclearización". Son las palabras de Hillary Clinton desde Seúl. La secretaria de Estado de EEUU cerró su gira por Asia visitando Corea del Sur en el momento en que las tensiones entre este país y sus vecinos del norte se encuentran al máximo tras el presunto hundimiento de un buque de guerra surcoreano por un submarino de Pyongyang.

En rueda de prensa junto al ministro surcoreano de Exteriores, Yu Myung-hwan, la jefa de la diplomacia norteamericana calificó el hundimiento del buque surcoreano Cheonan de "provocación inaceptable". "No puede ser ignorada", dijo Clinton. El ataque tuvo lugar el 26 de marzo y murieron de 46 marinos.

"La comunidad internacional tiene la responsabilidad y el deber de responder", dijo la secretaria de Estado, que expresó además el "pleno apoyo" de EEUU a las medidas "prudentes y absolutamente apropiadas" anunciadas por el presidente de Corea del Sur, Lee Myung-bak.

Ante la ONU

Clinton dijo que EEUU y Corea del Sur presentarán un plan de sanciones a la ONU

Lee, con el que se entrevistó hoy Clinton en Seúl, abogó ayer por llevar el caso del Cheonan al Consejo de Seguridad de la ONU y ha paralizado el comercio con Corea del Norte, que a su vez ha anunciado que rompe sus relaciones con su vecino del Sur.

"Trabajaremos juntos para definir un plan de acción en el Consejo de Seguridad de la ONU", apuntó Clinton, que recordó la "contundente declaración" realizada sobre el caso por el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon.

El lunes, Ban dijo confiar en que el Consejo de Seguridad adopte "medidas apropiadas" en respuesta a la confirmación de la responsabilidad de Corea del Norte en el hundimiento del "Cheonan", en cumplimiento de "su responsabilidad de mantener la paz y la seguridad internacional".

Para que salga adelante una resolución del Consejo de Seguridad contra Pyongyang debe contar con el respaldo de China, principal aliado del régimen comunista norcoreano y que hasta ahora ha pedido calma y diálogo a las partes implicadas. En este sentido, la secretaria de Estado indicó en la rueda de prensa que China comprende "la gravedad" de la situación creada por el hundimiento del "Cheonan".

Por su parte, el ministro surcoreano dijo que había acordado con la responsable diplomática de Estados Unidos "cooperar" en busca de un "castigo adecuado" de la ONU y la comunidad internacional contra Pyongyang, y que ambos países decidieron "fortalecer sus lazos para evitar futuros ataques de Corea del Norte".

Noticias Relacionadas