Martes, 25 de Mayo de 2010

Muchas vacunas a la vez no afectan el cerebro infantil: estudio

Reuters ·25/05/2010 - 17:41h

Por Frederik Joelving

Los padres pueden descansar tranquilos: dar a sus hijos todas las vacunas a la vez no afectará sus capacidades mentales en el futuro, de acuerdo a un nuevo estudio.

"A muchos padres les preocupa que sus hijos reciban demasiadas vacunas tan pronto", dijo el doctor Michael J. Smith, de la Escuela de Medicina de la University of Louisville, en Kentucky.

Algunos se saltean las vacunas indicadas por temor al autismo y otros prefieren dejar intervalos entre las aplicaciones.

Aunque no existen pruebas de la seguridad de darlas todas juntas, Smith estudió el problema para tranquilizar a los padres. Con un colega, analizaron datos de más de 1.000 preadolescentes que habían sido sometidos a pruebas del coeficiente intelectual (CI), atención, memoria y lenguaje.

Luego, dividieron a los niños en dos grupos: los que habían recibido todas las vacunas a tiempo durante el primer año de vida y los que las habían aplicado más tardíamente o se habían dado sólo algunas.

Según Smith, cuyo estudio apareció en Pediatrics, el segundo grupo "nunca superó al otro en las pruebas".

Al comparar a los niños que habían recibo la mayor cantidad de vacunas en la infancia con los que habían obtenido la menor cantidad, el primer grupo rindió mejor en 15 de las 42 pruebas.

Pero al considerar factores como la educación de los padres, esa diferencia se redujo a dos test, en los que las diferencias entre ambos grupos fueron mínimas.

Estudios previos sobre los mismos datos habían mostrado que el timerosal, un compuesto del mercurio y que antes se usaba como sustancia de preservación en las vacunas, no tenía efecto alguno en las capacidades mentales de los niños.

Pero, hasta ahora, nadie había estudiado si recibir varias vacunas en poco tiempo podía tener consecuencias negativas, por ejemplo, al sobrecargar el sistema inmune, como piensan algunos padres.

Smith observó que darse 10 vacunas distintas, incluidas la de la gripe de la tos convulsa, no tenía efecto alguno.

Según expertos de los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), los nuevos resultados tienen un mensaje importante para la salud pública.

"Los padres que están pensando en retrasar la vacunación deberían saber que no existen beneficios específicos y que están poniendo en riesgo a sus hijos y a la comunidad", dijo el doctor David Sugerman, de Epidemic Intelligence Service, de los CDC, en Atlanta.

FUENTE: Pediatrics, del 2010.