Martes, 25 de Mayo de 2010

La fiscalía investiga los presuntos abusos a una niña de 12 años por parte de cuatro menores

EFE ·25/05/2010 - 17:30h

EFE - Vista parcial del paseo marítimo de Villajoyosa (Alicante), municipio en el que presuntamente una niña de 12 años sufrió abusos sexuales por parte de 4 menores. EFE/Archivo

La Fiscalía de Alicante ha abierto una investigación por presuntos abusos a una niña de 12 años por parte de cuatro menores y tratará de determinar, además, si hubo una presunta agresión sexual, según han informado hoy a Efe fuentes judiciales.

Los cuatro menores han comparecido a primera hora de esta tarde en los Juzgados de Menores número 3 de Alicante, cuyo titular ha acordado la medida cautelar pedida por la Fiscalía de que sean puestos en libertad vigilada, con la prohibición de comunicarse y acercase a 300 metros de distancia de la niña.

La medida cautelar solicitada por la Fiscalía de Menores tiene como objeto garantizar los derechos tanto de la chica como de los cuatro menores, según las mismas fuentes.

La denuncia parte de los padres de la menor tras contarles el supuesto abuso, que se habría cometido en fecha que no ha trascendido en una vivienda del municipio alicantino de Villajoyosa.

Al parecer, la menor relató estos hechos a sus progenitores, después de que éstos fueron alertados por la dirección del centro educativo donde estudia la niña de que, al parecer, "circulaba" un vídeo entre los estudiantes en el que ella aparecía con el torso parcialmente desnudo.

"A raíz del vídeo, la menor explotó y le contó a sus padres lo que pasó en la vivienda", ha afirmado a Efe el letrado de la familia de la chica, Juan Bautista Díaz de Corcuera, quien ha acudido a los Juzgados de Alicante para asistir a la comparecencia de los cuatro menores ante la Fiscalía de Menores y ante el juez.

En opinión del letrado, la niña acudió posiblemente al domicilio donde presuntamente ocurrió la agresión ante el "supuesto chantaje" que estaría recibiendo en relación con el vídeo.

Las imágenes, realizadas presuntamente días antes del supuesto abuso y sin consentimiento, habrían sido grabadas por uno de los menores a través de una cámara web y luego las habría mostrado a sus amigos.

Las investigaciones tratarán de determinar, además del presunto abuso, si hubo o no una posible agresión sexual.

En este sentido, el abogado de la menor, al ser preguntado si existe un parte de lesiones, ha evitado contestar, así como sobre la existencia de un posible testigo, "quien -ha agregado- podría haberlo".

La niña, que está recibiendo ayuda psicológica, "va con miedo" al instituto, ubicado en Benidorm, y cuya dirección escolar, según el abogado, aún no ha tomado ninguna medida escolar con respecto a uno de los cuatro menores que acude al mismo centro educativo.

La concejala de Educación del Ayuntamiento de Benidorm, Irene Bajo, ha subrayado hoy la necesidad de mantener "la prudencia" en este caso, ya que "está bajo investigación" y "a la espera de ser aclarados", dos premisas que también ha tenido en cuenta la dirección del centro "ante de tomar cualquier acción disciplinaria".

Tanto la dirección del centro educativo como la Asociación de Madres y Padres de Alumnos han declinado hacer declaraciones.