Viernes, 7 de Mayo de 2010

El alcohol en el embarazo elevaría riesgo de leucemia en el bebé

Reuters ·07/05/2010 - 18:12h

Por Megan Brooks

Las mujeres que beben alcohol en el embarazo estarían aumentando el riesgo de que su bebé desarrolle un cáncer sanguíneo raro llamado leucemia mieloide aguda (LMA), de acuerdo a un nuevo estudio.

Una revisión de trabajos publicados reveló que el consumo de alcohol en la gestación estaba asociado con un 56 por ciento más de riesgo de LMA en los niños.

Pero la doctora Julie Ross, de la University of Minnesota, en Minneapolis, que no participó del estudio, dijo a Reuters Health que es importante que las mujeres sepan que la LMA infantil es rara (se diagnostican unos 700 casos anuales) y puede tener muchas causas.

"La gran mayoría de las mujeres que beben alcohol durante el embarazo no tendrán un hijo que desarrolle leucemia", aseguró Ross.

Pero agregó que "dado que existen otros riesgos asociados con el consumo de alcohol en la gestación, estos resultados ayudan a reforzar el mensaje de que probablemente sea mejor abstenerse si se está embarazada o se está buscando un bebé".

Se desconoce qué es lo que causa la leucemia infantil, pero se sospecha de la interacción entre los genes y el ambiente, incluido el consumo de alcohol, señaló en un comunicado la doctora Paule Latino-Martel, del Centro de Investigación de Nutrición Infantil, en Francia.

Cuando el equipo revisó 21 estudios sobre el consumo de alcohol durante el embarazo y la leucemia infantil y halló que las mujeres que habían bebido en la gestación tenían un 56 por ciento más riesgo de tener un hijo con LMA, publicó Cancer Epidemiology, Biomarkers & Prevention.

Pero Ross advirtió que "un 56 por ciento de aumento del riesgo parece muy alto, pero en realidad significa que, con una incidencia en Estados Unidos de ocho casos de LMA por cada millón de niños, el riesgo crecería unos 12 casos por millón. Es decir, cuatro casos más por millón".

A pesar de la recomendación de que las mujeres no consuman alcohol en el embarazo, se estima que lo hace el 60 por ciento de las mujeres en Rusia, el 59 por ciento en Australia, el 52 por ciento en Francia, el 30 por ciento en Suecia y el 12 por ciento en Estados Unidos.

En este último caso, Ross explicó: "Si pudiéramos creer que el riesgo (de LMA infantil) crece un 56 por ciento, y que el 12 por ciento de las mujeres en Estados Unidos beben alcohol en algún momento durante el embarazo, significaría que quizás hasta el 6 por ciento de la LMA infantil en Estados Unidos podría atribuirse al consumo de alcohol".

Pero "eso también significa que el 94 por ciento podría ser por otras causas", agregó.

Sólo unos pocos estudios revisados informaron resultados según el tipo de alcohol consumido (cerveza, vino o aperitivos) y las evidencias disponibles no sugieren que un tipo de alcohol influya más que otro en el riesgo de desarrollar leucemia.

Los pocos datos disponibles impiden conocer si es significativo el momento del embarazo en el que las mujeres beben, aunque el riesgo tendió a ser más alto si el consumo ocurría más tardíamente.

Para el equipo, es posible que los resultados estén sesgados debido a que algunas mujeres que bebían en el embarazo no lo admitieron "por el estigma".

Pero también hubo otras limitaciones: algunos estudios tuvieron en cuenta el tabaquismo en el embarazo, mientras que la mayoría no consideró factores como la exposición a los pesticidas, el consumo de ácido fólico, el peso al nacer y la edad de las mujeres.

A pesar de eso, los nuevos resultados refuerzan la recomendación de salud pública de no beber alcohol durante el embarazo, concluyó el equipo.

FUENTE: Cancer Epidemiology, Biomarkers & Prevention, online 6 de mayo del 2010.