Lunes, 3 de Mayo de 2010

Nadal continúa en buena forma y gana el Masters de Roma

Reuters ·03/05/2010 - 05:17h

Rafael Nadal continuó con su buen rendimiento de cara al Abierto de Francia al vencer por 7-5 y 6-2 a su compatriota David Ferrer en la final del Masters 1000 de Roma, para ganar su quinto título en seis años en la capital italiana.

Las grietas en la armadura expuestas el sábado en semifinales por el letón Ernests Gulbis, cuando Nadal necesitó jugar tres sets para seguir su camino, no volvieron a verse pese a que Ferrer puso ímpetu para dar la sorpresa.

Nadal, tercer preclasificado en Roma, rompió el servicio de su rival en dos ocasiones en la brecha de juego que hubo entre dos interrupciones del partido por lluvia.

El mallorquín se adjudicó así el primer parcial y luego asumió el control del segundo para terminar sellando una contundente victoria.

El ex número uno del mundo no mostró el tenis superlativo que lo llevó a ganar su sexto título en Montecarlo hace dos semanas, pero las condiciones no fueron las mejores por la lluvia y Nadal pudo conquistar su quinto trofeo en el Foro Itálico.

De ese modo, se perfila de inmejorable manera para reclamar el título en Roland Garros este mes, después de un 2009 plagado de lesiones.

"Probablemente no jugué como en Montecarlo", dijo Nadal en conferencia de prensa. "Jugué bien, pero no al mismo nivel que en Montecarlo, pero aún así gané y eso es importante para mí".

Nadal aprovechó sus oportunidades después de que el partido se reanudara tras la primera interrupción a causa de la lluvia y salvó un punto de ruptura antes de adjudicarse el primer set con un potente servicio que el decimotercer preclasificado Ferrer no pudo devolver.

Nadal aumentó su presión sobre Ferrer, quien perdió el servicio tras una valiente resistencia en el tercer juego del segundo set antes de que la lluvia provocara otro retraso.

Ferrer, eliminado en las semifinales por Nadal en Montecarlo hace 15 días, volvió a ceder el servicio con un juego descuidado y Nadal tranquilamente se adjudicó el triunfo más de cuatro horas después de que el partido comenzara.

"Quizás la pista estaba más lenta y tuve problemas al sumar puntos", indicó Ferrer.

"Rafa tuvo oportunidades en momentos importantes y es difícil vencerlo pero estoy contento con mi juego", añadió.

La victoria del domingo dio a Nadal, seis veces ganador de torneos del Grand Slam, el decimoséptimo título de un Masters en su carrera, igualando el número de Andre Agassi.

"Espero mejorar su récord pero nunca se sabe", señaló. "Tengo 23 años y estoy feliz con lo que he hecho. Diecisiete es un número muy importante".