Archivo de Público
Martes, 20 de Abril de 2010

"Venimos con una sonrisa"

AGENCIAS ·20/04/2010 - 08:00h

AGENCIAS - Pep Guardiola.

La batalla estratégica que esta noche librarán en el Giuseppe Meazza José Mourinho y Pep Guardiola fue ayer un duelo verbal entre caballeros. Una sucesión de halagos y muestras de admiración que rebajó hasta límites inusuales la previsible tensión de unas semifinales de la Liga de Campeones. Así que el técnico del Barcelona, lejos de recrearse en las virtudes de su equipo, señalado como favorito, optó por alabar al rival, "un equipo maravilloso", y sobre todo a su técnico, para el que tuvo las mejores palabras. "Mourinho es probablemente al mejor entrenador del mundo", aseveró Guardiola. "Tiene la capacidad de mover mucho a su equipo, es un entrenador muy inteligente y prepara muchas formas de jugar", prosiguió el técnico catalán en el halago. "Ha ganado en todos los países en donde ha entrenado y sus equipos son siempre muy competitivos. Es un honor poder enfretarme a él", concluyó.

Rebajada cualquier tipo de tensión, el técnico del Barça restó trascendencia al largo viaje en autocar realizado por su equipo para llegar a Milán y aseguró que la ilusión por poder avanzar hacia la final del Bernabéu lo mitiga todo. "No es cómodo ni lo preferible después del duro partido del sábado, pero no pasa nada; mucha gente está tirada en Europa y prefiero hacer 14 horas para estar en las semifinales de la Liga de Campeones que estar en casa", razonó Guardiola. "La motivación es jugar la final, el resto está bien para la liturgia", remachó.

"Haremos un poco de modificación en el calentamiento, que será un poco más largo, y, aunque no es lo deseado, hay muchos equipos de Segunda que hacen estos viajes", recordó el técnico azulgrana. "No vale lamentarse ni un segundo: venimos aquí con una sonrisa y correremos hasta que no podamos más", concluyó. "La suerte es que el Inter eliminó al CSKA de Moscú porque, si no, no llegamos. La UEFA manda y los demás seguimos órdenes", ironizó Guardiola.

Tras elogiar a Sneijder "es un jugador fantástico", el técnico dijo sentirse "sorprendido por la entidad del rival" y su actual nivel de juego. "Para nosotros estar de nuevo aquí ya es un éxito grandísimo, queremos disfrutar de esto, a ver si podemos llegar a la final, manteniendo nuestro estilo de juego, intentando marcar goles", apuntó Guardiola, tras asegurar que repetir el espectáculo ofrecido ante el Arsenal es "imposible" y que la eliminatoria se decidirá en el Camp Nou. El técnico también agradeció la sinceridad de Guti admitió que quiere que pierda el Barça, al que calificó de "jugador maravilloso".