Archivo de Público
Miércoles, 7 de Abril de 2010

Del Nido achaca al fiscal "frenesí acusatorio"

El presidente del Sevilla evita la foto y no se sienta en el banquillo de acusados

ÁLVARO LÓPEZ MILLÁN ·07/04/2010 - 00:30h

José María del Nido. - ÁLVARO LÓPEZ MILLÁN

El abogado y presidente del Sevilla Fútbol Club, José María del Nido, evitó ayer a sentarse en el banquillo de los acusados en la vista oral del caso Minutas, que enjuicia el posible pago al letrado por parte del Ayuntamiento de Marbella de servicios por más de tres millones en los años 2000 y 2001. Del Nido se acogió a su derecho a sentarse junto a su abogado, Pedro Apalategui, para evitar estar junto a otros imputados como el ex alcalde de Marbella Julián Muñoz o el que fuese asesor de Urbanismo y está considerado presunto cerebro de la trama Malaya, Juan Antonio Roca.

En la primera sesión del juicio, en el que están acusadas 18 personas (varios ex ediles del Ayuntamiento de Marbella), los letrados trataron de provocar la suspensión del proceso, al igual que sucedió hace algunas semanas con el caso Ballena Blanca. Apalategui denunció que se han imputado a Del Nido delitos por los que no fue preguntado durante los in-terrogatorios que se realizaron en la instrucción. Calificó esta circunstancia de "acusaciones sorpresivas" dentro de lo que tachó de "frenesí acusatorio", por lo que pidió a la Sala que sepronuncie sobre si debe continuar el juicio por delitos distintos a los de malversación, prevaricación y fraude, denunciados por la Fiscalía Anticorrupción. Además, indicó que han prescrito otras acusaciones como el delito societario, el de falsedad y el de deslealtad profesional.

El abogado de Muñoz solicitó al tribunal que se abstenga de enjuiciar los delitos de asociación ilícita, falsedad y prevaricación por no haberse practicado investigación alguna al respecto.

Tribunal de Cuentas

Otro punto en el que las defensas coincidieron en sus críticas fue en varias sentencias del Tribunal de Cuentas. El letrado del ex alcalde y el de Del Nido indicaron que esta institución ya consideró que las facturas que ahora son objeto de juicio no eran irregulares.

Por ello, Apalategui insistió en que "la posibilidad de que se den resoluciones contradictorias empieza a producir un ruido desagradable", al tiempo que indicó que "sería realmente extraño poder digerir jurídicamente que esos hechos fueran merecedores de reproche para un orden jurisdiccional y para otro no".

El ministerio público pide 16 años y medio de prisión para Julián Muñoz, mientras que José María del Nido se enfrenta a una petición de 13 años y medio. Por su parte, para Roca, la fiscalía pide seis años de cárcel.