Martes, 23 de Marzo de 2010

Ballesteros impulsa a Madrid para la candidatura de la Ryder Cup de 2018

EFE ·23/03/2010 - 14:07h

EFE - La presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre, junto al alcalde de Tres Cantos, José Folgado (d), conversa con el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetsky (i), durante la presentación hoy de la candidatura de Madrid configurada hoy oficialmente para solicitar la Ryder Cup de 2018.

"Somos los mejores, no hay otra elección", proclamó Severiano Ballesteros muy cerca del kilómetro cero de la Puerta del Sol madrileña y ya como Patrón de la candidatura de Madrid configurada hoy oficialmente para solicitar la Ryder Cup de 2018.

Madrid, que falló por dos veces para ser sede olímpica en 2012 y 2016, ha comenzado con ímpetu, al esprint, una nueva aspiración: convertir la ciudad en la capital mundial del golf para 2018 con la disputa de la Ryder Cup, una competición bienal que enfrenta a Europa con los Estados Unidos.

Introducido por Esperanza Aguirre, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Seve Ballesteros irrumpió por sorpresa en la puesta de largo de la candidatura celebrada en la Casa de Correos.

"Si pensara que no íbamos a ganar no estaría aquí. ¡Somos los mejores!", espetó el ex golfista cántabro, un jugador legendario de Ryder Cup y que fuera capitán del equipo europeo en 1997, en la única edición que este torneo bienal ha salido del Reino Unido.

Madrid cuenta a partir de ahora con algo más de un año -la elección de la sede se ha retrasado y se efectuará del 13 al 14 de mayo de 2011- para convencer al Comité de Elección de que su candidatura es la mejor, frente a las que presentan Francia, Suecia, Alemania, Portugal y Holanda.

La candidatura madrileña cuenta, de entrada, con un inconveniente mayúsculo, pero también con una ventaja.

En cuanto a la primera cuestión, la única vez que la Ryder Cup salió de las Islas Británicas, en el turno europeo, ésta se disputó en España, en Valderrama (Cádiz), en 1997.

En esa edición histórica Europa fue capitaneada al triunfo por Ballesteros. Casi trece años después, el ex golfista cántabro salió de su descanso médico en Pedreña para apoyar 'in situ', en cuerpo y alma, al proyecto madrileño.

Por el contrario, la visión más positiva del proyecto madrileño se centra en que de los seis miembros del Comité de Selección del PGA Tour europeo uno es español, Ángel Gallardo.

Sobre las espaldas de Gallardo recaerá el mayor peso para convencer a los otros cinco miembros de ese Comité, uno de ellos irlandés y cuatro ingleses, de las bondades de Madrid para albergar uno de los acontecimientos de mayor seguimiento televisivo del mundo.

Bajo el lema "Madrid 2018, todos juntos" la candidatura engloba un apoyo incondicional de todas las instituciones: Casa Real, Comunidad de Madrid, Consejo Superior de Deportes (CSD), Federación Española de Golf (RFEG) y el municipio de Tres Cantos, lugar donde se ubicarían las futuras instalaciones deportivas.

El secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, calificó la iniciativa como "una ambición y un sueño".

"Comenzamos una complicada pero apasionante andadura. Madrid piensa que ha llegado el momento de dar un paso más y albergar la Ryder Cup. Pocos lugares como Madrid reúnen tantas condiciones favorables", señaló Lissavetzky.

Para Esperanza Aguirre, la Ryder Cup "va a demostrar al mundo la importancia del atractivo turístico de Madrid, potenciado por la televisión".

"No lo tenemos fácil", advirtió la presidenta de la Comunidad en cuanto a la elección, y añadió: "Se presentan otras grandes potencias golfísticas, pero Madrid tiene mejores credenciales que ninguna otra candidatura".

El alcalde de Tres Cantos, José Folgado, informó de que el futuro campo se ubicaría en la parcela denominada Valdeloshielos, de propiedad municipal, con 228 hectáreas de superficie, declarada como suelo urbano, de baja edificabilidad y que puede ser destinada a dotación deportiva.

El pasado 25 de febrero, el Ayuntamiento de Tres Cantos, un municipio al norte de Madrid, aprobó en sesión plenaria y por mayoría, aunque por un solo voto de diferencia, la posible construcción de las instalaciones para albergar la futura Ryder Cup de 2018.

Gonzaga Escauriaza, presidente de la Federación Española de Golf, subrayó que el futuro campo de golf cumplirá todos los requisitos de sostenibilidad y medioambientales. "Queremos que el campo sea un ejemplo medioambiental", insistió.