Lunes, 22 de Marzo de 2010

La Federación de Farmacias vaticina que el plan de ahorro dará "la puntilla" al sector

EFE ·22/03/2010 - 12:47h

EFE - Un cliente en una farmacia. EFE/Archivo

La Federación Nacional de Oficinas de Farmacia (Fenofar) ha denunciado hoy que el decreto-ley para la reducción del gasto sanitario, que plantea una rebaja del precio de los genéricos en un 25 por ciento, "dará la puntilla" a los laboratorios españoles y a las oficinas de farmacia de este país.

Fenofar solicita, en un comunicado, que se tenga en cuenta la composición real del mercado de medicamentos, ya que la iniciativa acordada en el último Consejo Interterritorial de Salud aumentará "la pérdida de margen" de las farmacias.

"El daño irreversible que va a causar a los genéricos en España acabará con estos medicamentos como medida estructural de contención del gasto farmacéutico", sentencia la organización.

La Federación duda de que con este decreto se vaya a lograr un ahorro de 1.500 millones de euros en el Sistema Nacional de Salud, como anunció la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez.

Al contrario, vaticina la "desaparición" de varios laboratorios españoles y "graves consecuencias" sobre el empleo, en medio de la "profunda crisis económica y laboral en que se encuentra el país".

Fenofar lamenta que el Ministerio haya decidido romper su propia política, con una medida extraordinaria de reducción del gasto "completamente destructiva" para los medicamentos genéricos, "casi la única política estructural que quedaba", matiza.

Por ello, pide a Jiménez y a los consejeros de Sanidad que reconsideren las medidas anunciadas, especialmente la rebaja de los genéricos, porque no se tiene en cuenta la composición interna del mercado de medicamentos en España, en el que éstos tienen una escasa representación.

Esta actuación, según la Federación, "dará la puntilla" a los laboratorios españoles y a las oficinas de farmacia, que han apostado por los genéricos confiando en las políticas y anuncios reiterados del propio Ministerio, como política estructural de contención del gasto.

Para Fenofar, el decreto no va a resultar eficaz para los presupuestos públicos en la medida expuesta, ya que no se modifica el decreto 823/2008, cuyos criterios deberían basarse en la evolución real del mercado de medicamentos.

En esta línea, censura que el recorte se hace sólo sobre una parte del mercado, precisamente, la que menos incidencia tiene sobre el gasto total.

"El Ministerio se plantea actuar sólo sobre los medicamentos de bajo precio -incluidos los que se utilizan para síntomas menores-, olvidando que el crecimiento del mercado se produce por los de alto precio, que son los únicos que han aumentado en los últimos años", agrega.

Fenofar asevera que las oficinas de farmacia también van a resultar afectadas por el decreto, en contra de lo que se ha dicho sobre su "neutralidad" para el sector.

"Y no solamente por puntuales problemas de desabastecimiento de medicamentos y pérdidas de los stocks, sino también porque la rebaja en los precios supone caída en las ventas", concluye.