Jueves, 18 de Marzo de 2010

Aprobada definitivamente la Ley Audiovisual

Sienta las bases del nuevo modelo televisivo, basado en la tecnología digital y la televisión pública sin publicidad

ANTONIO G. GIL-GARCÍA ·18/03/2010 - 12:15h

El pleno del Congreso aprobó hoy definitivamente la Ley General de la Comunicación Audiovisual, una norma que supone la culminación de la reforma del sector emprendida hace seis años por el Gobierno y que pone las bases para el desarrollo del nuevo modelo televisivo basado en la tecnología digital y la televisión pública sin publicidad. El texto será remitido ahora al BOE y entrará en vigor un mes después de su publicación.

En el trámite de hoy se han aprobado todas las enmiendas introducidas por el Senado menos una referida al artículo 5 que, a juicio del Grupo Socialista, tenía una redacción que podía dar lugar a confusiones. La Ley ha sido finalmente aprobada con los votos de socialistas, CiU y CC, que desde el inicio de la tramitación apoyaron el proyecto; con la oposición del PP y ERC-IU-ICV y la abstención del PNV.

En su defensa del proyecto de Ley, el portavoz socialista, Óscar López, destacó la "valentía" del Gobierno, y en concreto de la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, a la hora de llevar adelante una norma que hasta ahora ningún ejecutivo anterior había podido impulsar.

López rechazó las críticas de los grupos que, como el PP o el PNV, han acusado al PSOE y al Ejecutivo de propiciar una tramitación apresurada de la Ley, que finalmente ha sido aprobada antes del final del apagón analógico, tal y como preveía el Gobierno.

En este sentido, destacó que la norma se convierte en una realidad tras muchos años de debate y cinco meses de tramitación parlamentaria ordinaria. En concreto, indicó que en su paso por las cámaras el texto ha sido objeto de más de 600 enmiendas después de que los grupos parlamentarios realizaran "decenas y decenas de reuniones" con todos los sectores implicados.

A su juicio, el modelo audiovisual culminado con esta ley debe ser motivo de orgullo para todos los españoles, ya que no sólo impulsa el pluralismo en la televisión, impidiendo casos de concentración de la propiedad de los medios en pocas manos como el italiano, sino que además garantiza una financiación suficiente para TVE e impulsa la TDT, haciendo posible que España se haya adelantado al resto de Europa.

Por su parte, el portavoz del PP, Miguel Ángel Cortés, consideró que la norma supone una "oportunidad perdida" para constituir un marco estable de regulación del sector audiovisual, además de una ley obsoleta que supone "una auténtica amenaza a la libertad de expresión" a través de las competencias del nuevo Consejo Estatal de Medios Audiovisales (CEMA).

El portavoz socialista respondió a Cortés que el PP ya votó a favor de iniciativas de CiU para poner en marcha órganos similares y le acusó de ser partidario de una televisión "antigua" como la TVE de Alfredo Urdaci, "endeudada y condenada por manipulación".