Miércoles, 17 de Marzo de 2010

Una droga legal causa la muerte de dos jóvenes en Reino Unido

La 'mefedrona' puede presentarse en polvos o en píldoras. Entre sus efectos secundarios están las náuseas, las palpitaciones, el sangrado nasal y los infartos 

EUROPA PRESS ·17/03/2010 - 19:13h

En Internet suele comercializarse en forma de píldoras.

Las autoridades británicas han detenido a cuatro personas tras la muerte de dos jóvenes de 18 y 19 años que fallecieron el pasado lunes al consumir una droga legal llamada mefedrona.

El Gobierno de Reino Unido estudia ahora la forma de prohibir esta sustancia, similar a la anfetamina, y cuyos efectos a medio y largo plazo se desconocen.

Pese a que los medios llevaban semanas alertando de la popularidad que había alcanzado la mefedrona en las discotecas del país, el escándalo no ha saltado hasta este pasado lunes, cuando se conocieron las muertes de Louis Wainwright, de 18 años, y de Nicholas Smith, de 19. La causa de ambas muertes fue un fallo cardíaco después de una noche de fiesta en la localidad de Scunthorpe, en el norte de Inglaterra.

La Policía había detenido hasta la tarde de este miércoles a cuatro personas, entre los que figuran tres varones de 26, 20 y 17 años de edad, según informaciones de los medios locales.

El inspector jefe Mark Oliver afirmó que las autoridades tienen información que vincula la muerte de los dos jóvenes con la mefedrona, también conocida como M-CAT. "Instamos a todos los que puedan haber tomado esta droga o conozcan a alguien que la haya tomado que acudan al hospital más cercano urgentemente", advirtió.

De fácil acceso

La mefedrona puede presentarse en polvo, con un aspecto blanco o amarillento, o en píldoras, que es como habitualmente se vende por Internet. Algunas páginas web ofrecen la sustancia como fertilizante para plantas y alertan en los envases de que no es apta para el consumo humano.

El Gobierno británico estudia prohibir la 'mefedrona' lo antes posible

El ministro de Negocios de Reino Unido, Peter Mandelson, anticipó que la legalidad de la droga será examinada "muy rápida y meticulosamente". En este sentido, alertó de que su Ejecutivo adoptará "cualquier acción" que sea necesaria para evitar riesgos de salud pública.

La mefedrona produce euforia y alucinaciones y genera a quienes la toman efectos secundarios como dolor de cabeza, palpitaciones, náuseas, hipertensión, sangrado nasal o escozor de garganta. En algunos casos, especialmente si se ingiere en grandes cantidades o mezclada con otras sustancias, puede provocar infartos.