Domingo, 14 de Marzo de 2010

La larga marcha hacia la transparencia

La presión política sobre la Casa Real crece incluso entre parte de sus aliados tradicionales.

P. RUSIÑOL ·14/03/2010 - 08:50h

El monarca español, a bordo de su yate durante una regata en Mallorca en 2008. - AFP

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos estudia una demanda de ERC por la opacidad de la monarquía española, el PCE recoge firmas en la calle para exigir transparencia a la Casa Real, el senador del PNV Iñaki Anasagasti prepara una moción para que el rey detalle sus cuentas, diputados del PSOE le piden desde sus blogs que "enseñe más cosas"... Algo parece haber cambiado en España: cada vez son más los sectores políticos incluidos muchos de los que firmaron el gran pacto de la Transición que exigen mayor transparencia al monarca.

En mayo de 2007, la Mesa del Congreso, entonces presidida por el socialista Manuel Marín, aún negó la mera aceptación a trámite de una batería de cien preguntas del diputado de ERC Joan Tardà sobre la contabilidad de la monarquía. ERC ha llevado el caso a Estrasburgo y, en opinión de Tardà, la admisión a trámite supondría "un antes y un después" en el debate público de la monarquía en España.

Varias iniciativas en marcha exigen que se fiscalicen las cuentas

"En estos años, el ambiente ha cambiado y cada vez percibo actitudes más desacomplejadas", afirma el diputado republicano.

Tras la iniciativa de ERC, la Casa Real anunció la contratación de un interventor, pero su contabilidad sigue siendo un misterio más allá de la partida que le asignan los presupuestos, que para 2010 prevén 8,9 millones de euros. "Esta partida es sólo una parte pequeña de su contabilidad; es imprescindible conocer el desglose de todos sus gastos", añade Iñaki Anasagasti (PNV).

ERC quedó fuera del consenso de la Transición y el PNV sólo se sumó en parte. Pero Iniciativa per Catalunya Verds e Izquierda Unida, en tanto que herederos del PSUC y el PCE, respectivamente, fueron un elemento clave. Sin embargo, hace más de una década que ambas formaciones se muestran críticas con la monarquía, un proceso acelerado por la llegada de una nueva hornada que ya no vivió ni el 23-F.

Luis Solana: "O misterio pactado o transparencia total. Medias tintas, no"

Joan Herrera, de 38 años, es desde el año pasado secretario general de ICV y será en otoño candidato a la presidencia de la Generalitat: "Los pactos de la Transición se entienden por las circunstancias de entonces, pero la monarquía tiene un problema con la sucesión porque debe legitimarse de nuevo. Y hay que acabar con las zonas oscuras que hacen que la corona española sea una de las menos transparentes de Europa", afirma.

El mismo proceso se va abriendo paso incluso en Convergència Democràtica (CDC), otro pilar de la Transición. Uno de sus valores en alza es Santi Vila, de 37 años, alcalde de Figueres (Girona), diputado autonómico y miembro de su ejecutiva. Su opinión: "Mientras exista el ¡Hola! habrá un público para estas historias, pero lo que no se puede tolerar es que escape al control de transparencia. Hay que ser mucho más exigentes".

Las fisuras, sobre todo respecto a la demanda de transparencia, empiezan a abundar incluso en el PSOE, partido de tradición republicana pero con exquisitas relaciones con Juan Carlos I. Y no sólo entre republicanos confesos, como el diputado por Córdoba Juan Luis Rascón, que exige "más transparencia" desde su blog.

La Casa Real ha respondido a la presión con el anuncio de que hará pública su agenda, lo que ha hecho saltar a socialistas moderados e influyentes como Luis Solana, quien ha escrito en su blog: "Que todo el mundo sepa que yo, y otros socialistas como yo, no abrimos el debate sobre la transparencia en la Casa Real, pero si se abre a medias esa transparencia, un socialista que cree en la monarquía opina que eso no puede ser. O misterio pactado o transparencia total. Medias tintas, no. Y, todo esto, en defensa de la monarquía".

"Nadie nos ha preguntado"

Francisco Jiménez. Senador del PSOE por Badajoz, 30 años.

¿Cómo se define: republicano o monárquico?
Soy republicano convencido.

¿Y no se siente incómodo con la actitud del PSOE ante la monarquía?
Las juventudes se definen como republicanas. Pero me parecen muy bien las relaciones tan cordiales con el rey que ya tuvo en su día Felipe González y que tiene ahora José Luis Rodríguez Zapatero. Cuanto más sintonía entre las instituciones del Estado, mejor.

¿Entonces cuál es el problema?
Personalmente, ninguno. Tengo el máximo respeto por lo que hizo el rey durante la Transición y el 23-F. Pero la monarquía tiene un problema: es algo sobre la que no han preguntado a nadie de nuestra generación y cada vez hay más gente que no ha podido participar en la decisión. Puedo votar cada cuatro años, pero no tengo nada que decir sobre la monarquía por unos acuerdos que se tomaron cuando aún no había nacido. A nuestra generación nos sobrevino y no nos han dejado participar. Espero poder hacerlo en algún momento.

¿Cuándo se produzca la sucesión?
No lo creo porque no hay demanda. Y tampoco creo que este sea realmente un problema importante para la gente. Ni siquiera para los jóvenes.

¿Y la transparencia?
Ahí sí que hay que avanzar mucho para que se equipare al resto de instituciones del Estado. Y dicho esto con el máximo respeto hacia el rey. 

Noticias Relacionadas