Viernes, 12 de Marzo de 2010

Sin baile de graduación "por culpa de las lesbianas"

Investigan si un instituto puede cancelar el baile de graduación al que acudiría una pareja de lesbianas

EFE ·12/03/2010 - 18:28h

Constance McMillen, de 18 años, pidió autorización para acudir con su novia a la fiesta vestida con frac.

Los alumnos de la escuela de secundaria Itawamba County Agricultural, de Mississippi (EE.UU.), se quedarán este año sin baile de promoción, ya que la dirección ha decidido suspenderlo después de que una alumna solicitara llevar a su novia como pareja. La junta directiva anunció que no se celebraría el baile el próximo 2 de abril, después de que la joven Constance McMillen, de 18 años, pidiera autorización para acudir con su novia a la fiesta vestida con frac.

Según informa la cadena CBS, la escuela explica que permitir la asistencia de una pareja formada por dos chicas "podría violar su política" escolar. Pero esta no es un motivo válido para la Unión de Libertades Civiles de EEUU (ACLU), que ha dado de plazo hasta el 17 de marzo para que rectifique su decisión. De lo contrario, la organización tomará acciones legales para que la Corte del Distrito de Oxford obligue a la escuela a mantener la fiesta y permitir a las dos jóvenes ir juntas y vestidas como quieran.

McMillen no esperaba que la dirección de la escuela respondiera como lo hizo, según reconoció en una entrevista con la cadena CBS. "Mucha gente dijo que iba a suceder, pero yo les dije que ya habían gastado demasiado dinero en la fiesta de graduación" como para cancelarla, dijo. "Sólo estaba tratando de hacer lo que quería hacer", señaló la joven que lamentó que "ahora, estamos teniendo que luchar sólo para tener una fiesta de graduación".

McMillen confesó que tras la decisión de suspender el baile no quería ir a la escuela. Algunos de sus compañeros la acusan de haber arruinado la esperada fiesta de fin de curso y asegura que siente el ambiente "hostil" desde que se anunció la cancelación. No obstante, su padre la animó a dar la cara ante los compañeros, sus profesores y la dirección, y asegura que no se arrepiente de haber invitado a su novia a que fuera al baile.

Un nuevo tema en las escuelas

La escuela explicó en un comunicado que no realizarían el evento "debido a las distracciones causadas en el proceso educativo debido a los recientes acontecimientos", aunque no hacen referencia a la joven, ni a su pareja, que también estudia en la misma escuela pero en otro curso.

ACLU considera que la política escolar de prohibir las parejas del mismo sexo en los bailes de secundaria viola los derechos constitucionales de McMillen, que se siente discriminada. "Sólo quiero que otros jóvenes sepan que no está bien que las escuelas hagan esto y que sepan que pueden conseguir el apoyo de ACLU y su ayuda ante situaciones como esta", agregó.

Según dijo a la cadena de televisión Daryl Presgraves, portavoz de GLSEN (Gay, Lesbian and Straight Education Network), con sede en Washington, la cuestión de las parejas del mismo sexo en los bailes de promoción se está convirtiendo en un nuevo tema en las escuelas de secundaria del país. Ante estos acontecimientos las escuelas están buscando información sobre los casos y estudiando cuáles son los derechos de los estudiantes, señaló.