Miércoles, 10 de Marzo de 2010

La revista literaria "Renacimiento" dice adiós después de 22 años

EFE ·10/03/2010 - 11:38h

EFE - El director de la revista "Renacimiento", el escritor peruano Fernando Iwasaki. EFE/Archivo

La revista literaria "Renacimiento", editada en Sevilla por la editorial del mismo nombre, dejará de publicarse tras un próximo número especial en el que intervendrán la mayoría de los poetas que han escrito en sus páginas durante casi 22 años y tras haber dedicado un monográfico a Chesterton.

El ex presidente del Gobierno José María Aznar y el ex vicepresidente Alfonso Guerra fueron algunos de los seguidores de esta publicación que empezó siendo eminentemente poética, con colaboradores como Francisco Brines, Felipe Benítez Reyes, Luis García Montero, Andrés Trapiello y Luis Alberto de Cuenca.

Pero en sus páginas también colaboraron narradores como Mario Vargas Llosa, Ernesto Sábato, Fernando Savater, Jorge Edwards, Enrique Vila-Matas, Guillermo Cabrera Infante, Antonio Muñoz Molina, Alfredo Bryce-Echenique y Roberto Bolaño, con una amplia representación de las literaturas de uno y otro lado del Atlántico.

En el último número de la revista -durante estos años han salido algo más de sesenta- se publicarán poemas inéditos de Francisco Brines, Amalia Bautista, Andrés Trapiello, Pedro Sevilla, Miguel D'Ors, Luis Alberto de Cuenca, Javier Salvago, Luis García Montero, Eduardo Jordá, Luis Antonio de Villena, Carlos Marzal, Aquilino Duque, Eloy Sánchez Rosillo y Eduardo Chirinos, entre muchos otros.

El editor de la revista, Abelardo Linares, ha dicho a Efe que las revistas literarias "han sido expulsadas de las librerías, donde hasta hace veinte años era fácil encontrarlas" y que "probablemente la literatura no ande bien del todo por falta de revistas".

También considera que las revistas literarias son "un lugar para el humor, para el ataque y la defensa literaria, para los apócrifos", como lo fue "Renacimiento" en sus primeros años, mientras que en los últimos, según Linares, "la revista se hizo menos ágil y más fondona".

A la pregunta de si el detonante del cierre ha sido la suspensión de ayudas a la edición por parte de la Junta de Andalucía, Linares ha contestado con humor: "Materia explosiva ha habido siempre, puede que el detonante haya sido la desaparición de las ayudas; o lo que es lo mismo, la Junta suspende las ayudas y yo vuelo la revista".

"La ventaja de las revistas literarias es que pueden renacer en cualquier momento y, ésta, para hacer honor a su nombre, debe morir primero para renacer", ha añadido Linares sin perder el humor, pero admitiendo que "en circunstancias como las actuales es muy complicada" su permanencia.

También se lo ha tomado con humor el director de la revista, el escritor Fernando Iwasaki, quien en el último editorial que ha preparado para "Renacimiento" y que estos días está entrando en máquinas dice: "Una cosa es vivir sumergido y otra muy distinta vivir hundido."

"Nosotros le cogimos el gusto al peligro -como los disidentes y los adúlteros- y así convertimos en lujo nuestra zozobra, pues somos una revista que no paga, que no admite publicidad, que no cotiza en las bolsas editoriales, que incumple sus citas en las librerías y que además está lejos de los grandes saraos literarios", añade Iwasaki en su adiós editorial.

Antes que Iwasaki dirigieron "Renacimiento" Felipe Benítez Reyes y el propio Linares, Juan Bonilla y Juan Lamillar, y siempre ha contado con un consejo redactor en el que han figurado algunas de las principales firmas del panorama literario.

Alfredo Valenzuela