Martes, 9 de Marzo de 2010

Agentes antiestrés para evitar suicidios en France Télécom

El dueño de Orange busca soluciones a la oleada de muertes en su plantilla

ANDRÉS PÉREZ ·09/03/2010 - 00:30h

bloomberg - 44 empleados de France Télécom se han quitado la vida desde principios de 2008.

La dirección de France Télécom acusó recibo ayer de una auditoría sobre el estrés laboral de sus empleados, que se ha cobrado la vida de 44 personas desde primeros de 2008. El informe aconseja cambiar los métodos de dirección, reforzar el "sentimiento de pertenencia" de la plantilla y crear la figura de "mediadores" anti estrés. Pese al informe y a otras medidas, los suicidios prosiguen en la multinacional francesa, de la que el Estado es primer accionista, con el 26%.

En su primer informe, basado en las respuestas de empleados a unos 80.000 cuestionarios, más de 500 entrevistas en profundidad y peritajes de los comités de empresa, el gabinete Technologia enumeró 107 medidas para acabar con el malestar en el trabajo.

Muchas de ellas revelan el clima que reina en la compañía. Technologia sugiere a France Télécom que "verifique previamente las adaptaciones posibles de un asalariado" antes de destinarlo a un nuevo puesto, y que ponga fin a "las mutaciones por el mero hecho de mutar", una denuncia que los sindicatos reiteran desde hace año y medio.

También es tajante otra recomendación. "Hay que enunciar y hacer que se respeten las reglas de confidencialidad, el deber de reserva y el secreto médico" cuando los empleados son atendidos por el médico laboral que por obligación tienen las grandes empresas en Francia.

Situaciones de crisis

Los auditores también recomiendan crear "una red de mediadores que tengan un auténtico papel de arbitraje para paliar la falta de cualificación" del área de Recursos Humanos. A esa nueva red vendría a sumarse la creación de un "polo de riesgos psicosociales", destinado a "responder a las situaciones de crisis".

El informe reconoce asimismo que el sufrimiento de los empleados es particularmente agudo en las plataformas telefónicas de relaciones con los clientes y en los locales de atención al público.

Pascal Vitte, sindicalista y presidente del Observatorio del Estrés y las Mutaciones Forzadas en France Télécom, expresó ayer a Público su parcial satisfacción. "Ahora la dirección ya no puede seguir negando que haya sufrimiento laboral debido a las técnicas de dirección de personal, y que ese sufrimiento pueda llevar al suicidio. Pero no estamos satisfechos, porque el informe no aborda de raíz las causas de ese sufrimiento".