Lunes, 8 de Marzo de 2010

Rajoy olvida la crisis y se centra en Venezuela y Cuba

El PP iba a cuestionar al presidente sobre la crisis, pero lo ha cambiado por la polémica con Hugo Chávez

JESÚS MORENO ·08/03/2010 - 13:27h

Mariano Rajoy ha decidido esta semana cambiar el martillo con el que golpear al Gobierno y se olvidará por unos días de la situación económica. El líder del PP tenía previsto cuestionar al presidente del Gobierno sobre la crisis en la próxima sesión de control al Ejecutivo, pero ha decidido poner toda la carne en el asador en los temas de Venezuela y Cuba para desgastar al Gobierno.

Rajoy no está por la labor de dejar que se relaje el clima de tensión que se ha producido entre el Gobierno de Venezuela y el español a raíz del auto del juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco, que ha vinculado al Ejecutivo de Hugo Chávez con la banda terrorista ETA. De este modo, preguntará a Zapatero si piensa cambiar algo en las relaciones diplomáticas con Venezuela, por este caso, y con Cuba, después de la muerte del preso Orlando Zapata. Así, Rajoy prioriza conocer "qué medidas piensa adoptar tras las últimas noticias" el presidente, a informarse sobre cómo reducir el déficit público, que era el objeto de la pregunta eliminada.

Rajoy critica a Zapatero por apoyar a Garzón y no a Velasco 

Esta semana los desvelos del PP no se concentran en el paro, el déficit o la reforma laboral; los conservadores, con Rajoy al frente, han decidido cambiar el foco mediático a la nueva ley del aborto, al auto del juez Velasco y a las acusaciones contra el juez Garzón.

Rajoy ha criticado el respaldo público que dio ayer el presidente del Gobierno al juez Baltasar Garzón, cuando valoró su "valentía" frente a ETA.  El líder del PP no entiende por qué sí se ha producido tal apoyo con el magistrado que tiene tres causas abiertas -por investigar el franquismo , por las escuchas en el caso Gürtel y por los supuestos cobros por unos cursos en Nueva York- y no con el magistrado Eloy Velasco, que "ha sido insultado" por el Ejecutivo de Venezuela y en concreto por Hugo Chávez, no.

Para el presidente del PP, Velasco "ha dictado un auto en el ejercicio de su independencia", y pese a ello, no ha recibido el respaldo público de Zapatero a pesar de los "insultos" que le ha prodigado el Gobierno venezolano.

Asimismo, el líder de los conservadores ha pedido a Zapatero que acuda al Congreso a explicar los indicios a los que Velasco hace referencia en su auto y a aclarar si tiene "voluntad" de que España sea un país "respetado" en la esfera internacional.

Para el presidente del PP, Velasco "ha dictado un auto en el ejercicio de su independencia", y pese a ello, no ha recibido el respaldo público de Zapatero a pesar de los "insultos" que le ha prodigado el Gobierno venezolano.

En cambio, según sus palabras, con las declaraciones de ayer en Granada, en las que destacó la "valentía" de Garzón frente a ETA, Zapatero efectuó un ejercicio de "presión" al Tribunal Supremo, que debe deliberar ahora tres querellas contra el magistrado de la Audiencia Nacional.

El presidente del Gobierno, en opinión de Rajoy, "ha hecho justo lo contrario de lo que debería hacer". y le anima a que resuelva las dudas que tiene: Primero, si había relación entre la guerrilla colombiana de las FARC y ETA; después, si integrantes de la primera y otros etarras "estaban en Venezuela entrenando para cometer acciones criminales"; y por último, si miembros de la organización terrorista "fueron acogidos y trabajaron en la administración" de Chávez.

Sobre las acusaciones de Chávez y de su ministro de Exteriores al juez Velasco y al PP, ha afirmado que declaraciones como ésas no le preocupan. "Me preocupa que el Gobierno español defienda la justicia española y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado", ha apostillado.

Evita prometer que derogará la ley del aborto

El presidente del PP ha eludido hoy prometer que derogará la nueva ley del aborto. Rajoy asegura "que no hará falta prometerlo", porque espera que el Tribunal Constitucional tumbe los cambios introducidos cuando estudie el recurso que van a presentar los conservadores.

Durante una visita a una empresa biotecnológica en Fuenlabrada (Madrid), Rajoy señaló que no será necesario que el PP lleve la derogación de la ley del aborto en el programa electoral con el que se presentará a las elecciones generales de 2012.

Confió en que el Tribunal Constitucional suprima antes la ley de plazos que incluye la nueva normativa elaborada por el Ministerio de Igualdad y que se aprobó hace dos semanas en el Senado, aunque no entrará en vigor hasta el próximo mes de julio.