Domingo, 7 de Marzo de 2010

UGT, preocupada por el diálogo social tras la polémica del contrato juvenil

EFE ·07/03/2010 - 13:25h

EFE - El secretario general de UGT, Cándido Méndez. EFE/Archivo

Madrid, 7 mar (EFECOM).- El secretario general de la UGT, Cándido Méndez, reconoce que en el sindicato están "muy preocupados" por el futuro del diálogo social, después de la polémica de esta semana por la pretensión de un contrato sin protección para los jóvenes.

En una entrevista publicada hoy en el diario ABC, Méndez alude al desconcierto generado por la defensa del responsable de Relaciones Laborales de la CEOE de un contrato de inserción para menores de 30 años con una duración entre seis meses y un año, sin protección de desempleo y que no cotiza.

Y así, aunque al día siguiente el presidente de la patronal, Gerardo Díaz Ferrán, negara que eso se tratara de una propuesta, para el dirigente sindical ha sido un "episodio funesto".

A juicio de Méndez, pretender un contrato sin derechos es "indignante" y transmite un mensaje "desmoralizador", ya que con propuestas de este tipo lo que se consigue es "dar un mazazo a la ilusión de los jóvenes".

El líder sindical recordó también otros vaivenes, como el del Ejecutivo con su "ida y vuelta" sobre las pensiones (en alusión a ampliar la edad de jubilación) y contradiciendo a un secretario de Estado, episodios que dan una imagen que genera "mucha desconfianza" en la población.

Recientemente el secretario de Estado de Hacienda, Carlos Ocaña, dijo que se estudiaba revisar el acuerdo salarial con los funcionarios para recortar el gasto de personal de la Administración y posteriormente la vicepresidenta segunda del Gobierno, negó esa afirmación.

Cada vez que el Ejecutivo rectifica, pierde un "jirón de credibilidad" y con ello se demuestra que "hay falta de coordinación en el Gobierno o algo más... dos visiones", añadió Méndez.

Para UGT, lo que urge en la actual situación es reorientar el sistema financiero español para recuperar la liquidez, por lo que volvió a criticar al gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordónez, porque "habla mucho de lo que no le compete y muy poco de lo que le compete". EFECOM