Sábado, 6 de Marzo de 2010

Venezuela condena a ETA y zanja la crisis con España

Ambos países se comprometen en seguir colaborando judicial y policialmente en la lucha contra la banda. El director general de la Policía viajará la próxima semana a Caracas

D. LOZANO / G. LÓPEZ ALBA ·06/03/2010 - 21:47h

REUTERS/Javier Barbancho - El ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, junto a Catherine Ashton.

 Capítulo cerrado. Un comunicado conjunto de los gobiernos de Caracas y Madrid, en el que "ratifican su más enérgica condena al terrorismo" y se comprometen a "seguir colaborando en los ámbitos judicial y policial", terminó con la escalada verbal del Ejecutivo de Hugo Chávez tras conocerse que un auto del juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco le implicaba con ETA y las FARC.

Hugo Chávez había demostrado en la noche del pasado viernes que quería zanjar la polémica: "La respuesta del Gobierno español ha sido aceptable, porque han dicho que el presidente español no nos ha pedido explicaciones [sobre la supuesta vinculación de su Ejecutivo a ETA], pidió información. Eso es otra cosa".

El auto del juez Velasco tensó esta semana las relaciones entre los dos países, totalmente restablecidas tras el famoso "¡Por qué no te callas!" que lanzó el rey a Chávez en la Cumbre Iberoamericana de Chile, en 2007. "Las cosas vuelven a su cauce gracias a la madurez de su presidente y de su canciller, somos buenos amigos", sentenció el presidente venezolano.

Venezuela "desmiente"

En el comunicado conjunto, firmado por ambos estados seis días después de surgir las discrepancias, "el Gobierno venezolano refuta y desmiente las informaciones publicadas sobre una supuesta colaboración con la organización terrorista ETA, cuyas actividades rechaza sin paliativos". Ambos países también declaran "su firme voluntad de profundizar su relación amistosa y fructífera basada en una amplia cooperación en todos los ámbitos, incluyendo el de la lucha antiterrorista".

La declaración recoge también el compromiso de Madrid y Caracas de mantener su colaboración en los ámbitos judicial y policial "implementando efectivamente los instrumentos de cooperación existentes".

"Ellos respondieron bien", contestó Chávez en referencia al Gobierno español

Chávez ya había aprovechado el viernes el comentario de una de sus seguidoras para rebajar la tensión. "Me siento muy orgullosa de esa respuesta que usted ha dado a esa gente que todavía cree que somos colonia. ¡A los españoles!", celebró la mujer, vestida de rojo revolucionario, uniforme habitual del chavismo.

"Ellos respondieron bien", contestó Chávez en referencia al Gobierno español, diferenciándolo de otros protagonistas de la crisis. "La idea no es la pelea con ellos, pero uno tiene que defender lo propio. Por defender la dignidad del pueblo, yo peleo. Se sienten superiores, creen que nosotros, por ser negros, indios...". Chávez, en estado puro, insistió en la retórica antiimperialista y aventuró quién está detrás de la "ofensiva" contra Venezuela: "La derecha española, la derecha fascista europea, que recibe órdenes de EEUU, del Imperio y tiene periódicos, televisoras, jueces, cortes internacionales".

Ultimando el requerimiento

El comunicado conjunto, que se acabó de negociar en la noche del viernes, satisface plenamente al Gobierno español, según comentó el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos. "Es lo que esperaba la sociedad española", señaló refiriéndose a la condena del terrorismo y la disposición a colaborar expresada por Hugo Chávez.

Esta colaboración se plasmará en la visita que la próxima semana realizará a Venezuela el director general de la Policía, Francisco Javier Velázquez. Antes, el lunes o martes, según las previsiones del Ejecutivo, se remitirá a las autoridades venezolanas los requerimientos concretos del auto juez Eloy Velasco, una vez que el magistrado de la Audiencia Nacional aclare las actuaciones concretas que quiere que se realicen.