Viernes, 5 de Marzo de 2010

El Banco de España ve luces y sombras en la recuperación

Merrill Lynch cree que el PIB crecerá este trimestre gracias a las exportaciones

AGENCIAS ·05/03/2010 - 22:24h

G. Sanz - El consumo creció en el último trimestre respecto a los tres meses anteriores.

Una de cal y otra de arena. El Banco de España cree que el año ha comenzado con una cierta mejoría en todos los componentes de economía, aunque observa "señales dispares" en el consumo privado, principal motor del PIB español (supone en torno al 60% del total).

La parte positiva es que el consumo privado registró en el último trimestre de 2009, por primera vez en dos años, un crecimiento intertrimestral (del 0,3%). Sin embargo, y pese a los "muy escasos" datos disponibles del arranque de 2010, el supervisor aprecia signos contradictorios. Mientras la confianza de los consumidores europeos cayó en febrero a los niveles de finales de 2009, en el comercio minorista se produjo una "clara mejoría" en las expectativas, que se suma a la buena evolución de las ventas de coches, impulsadas por las ayudas públicas a la compra.

En el caso de la inversión en bienes de equipo (reflejo de las expectativas de las empresas a medio y largo plazo), el banco emisor resalta que el comienzo de 2010 apunta a una "continuación del mejor tono" mostrado en el tramo final de 2009, al igual que en la capacidad productiva de la industria. Mientras, la inversión en construcción sigue cayendo, como consecuencia del fin de las obras del Plan E.

Menos dolor

La cautela del Banco de España contrasta con el optimismo del banco de negocios Merrill Lynch, que espera que España salga de la recesión en este trimestre y augura crecimiento medio del 0,5% en 2010 (el Gobierno prevé una caída del 0,3%) y del 2,2% en 2011. En un informe titulado Less pain in Spain ("Menos dolor en España"), la firma estadounidense cree que "la recuperación está a la vuelta de la esquina" gracias al tirón de las exportaciones.

Aunque considera que el crash inmobiliario y la elevada tasa de paro "limitarán la recuperación de la confianza del consumidor", el banco estadounidense cree que España puede beneficiarse de la mejoría de los países de la zona del euro.

Varios indicadores conocidos ayer invitan a pensar que la economía española ha tocado fondo: las caídas, cuando las hay, son en la mayoría de los casos mucho menos intensas que en meses precedentes, aunque hay que tener en cuenta que en el comienzo de 2009 (el periodo de referencia en casi todos los casos) la mayoría de indicadores sufrió un derrumbe.

No obstante, hay excepciones que obligan a poner en cuarentena el optimismo. La producción industrial agudizó en enero su caída al bajar un 2,5%. Es un paso atrás, porque en diciembre la caída fue del 1,4%, el menor retroceso mensual desde abril de 2008.

Entre los datos positivos está la estadística del Ministerio de Vivienda. La venta de casas, pese a caer un 18% en el conjunto de 2009, repuntó un 4,1% en el último trimestre del año pasado, en la primera subida interanual desde el cuarto trimestre de 2006.

La Agencia Tributaria también dio a conocer algunos indicadores alentadores: las ventas totales de las grandes empresas, pese a caer en enero un 0,9%, retrocedieron cuatro puntos menos que en diciembre. El dato contrasta, además, con el retroceso de hace un año (del 19%). La menor caída de las ventas también se refleja en una moderación de la pérdida de empleo: el número de perceptores de rendimientos del trabajo se redujo en enero un 3,2%, dos puntos menos que al cierre de 2009.