Viernes, 5 de Marzo de 2010

El plan industrial para Ávila supondrá mantener 500 de los 640 empleos

EFE ·05/03/2010 - 16:05h

EFE - El consejero director general de Nissan Motor Ibérica, Fumiaki Matsumoto. EFE/Archivo

El consejero director general de Nissan Motor Ibérica, Fumiaki Matsumoto, ha asegurado hoy que el nuevo plan industrial para la planta de Ávila podría suponer el mantenimiento de 500 puestos de trabajo de los más de 640 existentes en la fábrica y preparar la factoría para la llegada de un nuevo producto.

A través de un comunicado, la compañía ha informado de la reunión mantenida hoy en Ávila con la representación de los trabajadores, dentro de la mesa por la industrialización.

Matsumoto ha asegurado que "a pesar de que las condiciones del mercado son aún inciertas", están "convencidos de que gracias al nuevo plan industrial Ávila Challenge, la planta abulense podrá sortear este difícil periodo".

El plan industrial, según la dirección de Nissan, incluye alcanzar un acuerdo sobre el convenio colectivo con los sindicatos y sobre la reducción de la plantilla.

En este sentido, la multinacional japonesa propone realizar la adecuación del personal de la planta mediante medidas no traumáticas, como prejubilaciones y bajas voluntarias.

"El plan industrial Ávila Challenge debe convertirse en la hoja de ruta que la planta ha de seguir para garantizar su futuro sostenible y su competitividad a largo plazo", ha afirmado Matsumoto.

En la reunión celebrada en la planta de Ávila, Nissan ha confirmado a los representantes de los trabajadores que está trabajando con la Junta de Castilla y León y con el Ministerio de Industria para asegurar el futuro de la planta de Ávila, a través del nuevo plan industrial.

La compañía también ha pedido la ampliación del actual expediente de regulación de empleo temporal de 75 días, que finaliza el próximo 31 de marzo, durante dos meses más.

"Igual que otros fabricantes del sector, el negocio de los vehículos comerciales ligeros de Nissan ha sufrido las consecuencias de la crisis económica y financiera global y ha registrado en 2009 una caída de las ventas del 34 por ciento, mientras que las ventas de camiones ligeros han sufrido un descenso del 37 por ciento", ha informado la multinacional japonesa.

Nissan ha agradecido el apoyo de la Junta y del Ministerio de Industria y ha recordado que el acuerdo con los sindicatos es necesario para alcanzar los objetivos del plan industrial, pues "si no conseguimos este acuerdo en los próximos dos meses, Nissan no tendrá más opción que retirar su propuesta de plan industrial".