Martes, 2 de Marzo de 2010

Henry no teme al público de París tras el gol con la mano

Reuters ·02/03/2010 - 21:19h

Thierry Henry, duramente criticado por sus compatriotas franceses por su polémico gol con la mano en la repesca de clasificación al Mundial de Sudáfrica, dijo el martes que no le preocupaba la recepción que recibirá el miércoles cuando Francia se enfrente a España en un amistoso.

El capitán francés generó una fuerte controversia al cometer una evidente mano en el duelo contra Irlanda en noviembre, en el estadio Stade de France de París.

Henry bajó con la mano el balón antes de pasárselo a un compañero que marcó el gol del triunfo por 2-1 en el tiempo de descuento, que dio a Francia la clasificación al Mundial.

"No tengo miedo", respondió el delantero del Barcelona cuando le preguntaron por el recibimiento en su vuelta al mismo estadio para disputar el partido contra España.

"Este partido no se trata de una reconciliación (con los aficionados franceses), sólo queremos saber en qué nivel estamos frente a uno de los mejores equipos del mundo", remarcó.

"Desafortunadamente, supe lo que sucedió después (del gol con la mano), pero no me ha cambiado. Sólo me dejó ver la verdadera naturaleza de algunas cosas", agregó.

Henry, que generalmente juega en su selección como extremo izquierdo, dijo que a veces no compartía las tácticas del entrenador Raymond Domenech.

"Ya lo he dicho miles de veces, prefiero jugar en el medio (del ataque)", indicó el ex jugador del Arsenal, el máximo goleador de su selección, con 51 goles.

"(Franck Ribéry) podría jugar por la izquierda, yo preferiría jugar en el centro, pero el técnico es quien toma las decisiones y nosotros no siempre estamos de acuerdo", añadió.

Al ser preguntado sobre las posiciones que ocuparían Ribéry y Henry ante España, el técnico Domenech respondió con una frase habitual en él: "Todo es posible".

En el Mundial, Francia está encuadrada en el Grupo A junto al anfitrión Sudáfrica, México y Uruguay. Por su parte, España estará en el Grupo H junto a Chile, Honduras y Suiza.