Lunes, 1 de Marzo de 2010

Obama tiene buena salud, aunque colesterol alto y sigue fumando

Reuters ·01/03/2010 - 08:21h

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, aún lucha con el hábito de fumar pero en general está en "un estado de salud excelente", dijeron sus doctores en un informe después de que someterle el domingo a un chequeo médico de rutina.

Obama, de 48 años, visitó el National Naval Medical Center en Bethesda, en Maryland, para una revisión médica de 90 minutos, la primera a la que se somete desde que asumió el poder hace más de un año.

Un equipo de médicos encabezado por el jefe médico de la Casa Blanca, doctor Jeff Kuhlman, determinó que está "listo para el deber" y dijo que probablemente seguiría así el resto de su presidencia.

Sin embargo, los médicos recomendaron que siga con sus "esfuerzos por dejar de fumar" y que también cambie su dieta para bajar un nivel de colesterol que está en el límite.

Obama, quien pesa 81,5 kilos y mide 1,86 metros, hace ejercicio todos los días, como correr en una cinta y levantar pesas. También juega al baloncesto y al golf y generalmente prefiere una dieta de alimentos saludables. Registró 56 pulsaciones por minuto y una presión sanguínea de 105/62, ambos datos en rangos muy saludables.

El informe mostró que está empleando una "terapia de remplazo de la nicotina", lo que sugiere que está tratando de dejar de fumar.

En junio, cuando se le preguntó si todavía fumaba, Obama respondió que estaba "un 95 por ciento curado" pero que "hay ocasiones en las que lo estropeo".

Su último examen médico fue en julio de 2008. Durante la campaña presidencial, en mayo de 2008, su equipo reveló un resumen médico de un examen al que Obama fue sometido en enero de 2007 y que también mostró que su salud era excelente.

COLESTEROL MÁS ALTO

Pero sus niveles de colesterol se han elevado desde entonces. El último examen encontró que su colesterol era de 209, ligeramente por encima del nivel normal de 200. Su nivel de LDL, el llamado colesterol malo, estaba en 138 y su doctor recomendó que tratara de reducirlo a 130 cambiando su dieta.

En el examen de 2007, el nivel de colesterol de Obama era de 173 y su colesterol LDL estaba en 96.

Además tiene dolores ocasionales en la rodilla izquierda, una lesión común en la gente que corre. Kuhlman sugirió que modifique su régimen de ejercicios e incluya un programa para fortalecer la rodilla.

El doctor recomendó que tenga su próximo examen médico en agosto de 2011, cuando cumpla 50 años.

Mientras se encontraba en el centro médico, Obama también visitó a soldados heridos en las guerras de Irak y Afganistán.

En el historial médico de su familia destaca la muerte de su madre por cáncer de ovarios y un abuelo que falleció debido a un cáncer de próstata.