Martes, 2 de Marzo de 2010

Chávez califica de "rezagos de pasado colonial" la denuncia sobre su vinculación con ETA

"Eso son tristes restos todavía de las antiguas cadenas que algunos quisieran colgarnos de nuevo aquí al cuello, pero nosotros somos libres"

EFE ·02/03/2010 - 02:09h

Chávez, en una rueda de prensa durante la cumbre del Grupo de Río. EFE

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha calificado de "rezagos de un pasado colonial" la denuncia del juez de la Audiencia Nacional española Eloy Velasco, que consignó indicios de "cooperación" del Gobierno venezolano con una supuesta alianza de ETA y las FARC.

"Eso son restos todavía, tristes restos, de las antiguas cadenas que algunos quisieran colgarnos de nuevo aquí al cuello, pero nosotros somos libres", afirmó a un grupo de periodistas en el puerto montevideano.

"Tristes recuerdos y rezagos de un pasado colonial", agregó en la terminal marítima, a donde se desplazó al terminar la investidura del presidente uruguayo, José Mujica, para saludar a lo tripulantes del buque escuela venezolano "Simón Bolívar".

El juez Eloy Velasco procesó este lunes a varios presuntos miembros de ETA y activistas las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) por colaborar presuntamente para atentar contra altos cargos colombianos en España.

Relación con Venezuela

Entre ellos Arturo Cubillas, un presunto etarra casado con una ciudadana venezolana que ha ocupado varios cargos públicos desde que Hugo Chávez llegó al poder en 1999.

Zapatero ha pedido explicaciones a Venezuela

Cubillas ocupó en 2005 el cargo de director adscrito a la Oficina de Administración y Servicios del Ministerio de Agricultura y Tierras, y tienen nacionalidad venezolana.

El juez velasco aseguró en el auto de procesamiento que hay indicios de "cooperación" entre el Gobierno de Hugo Chávez y la alianza entre ETA y las FARC colombianas.

El presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, pidió explicaciones a Venezuela sobre el caso y horas después la Cancillería venezolana consideró en un comunicado que estos "señalamientos inaceptables" son de "naturaleza y motivación política".

Noticias Relacionadas