Lunes, 1 de Marzo de 2010

El Gobierno empeora su nota pero el PP no lo alcanza

La puntuación del Ejecutivo pasa del 4,4 al 4. Los conservadores sólo avanzan una décima respecto a diciembre, 3,8

PÚBLICO ·01/03/2010 - 08:00h

Cola de parados ante una oficina de empleo.

La crisis económica y el pesimismo ante el futuro continúan pasando factura al Gobierno. La última oleada del Publiscopio constata que la valoración media del Ejecutivo ha caído cuatro décimas respecto a diciembre. El PP le pisa los talones pero, ni siquiera en plena polémica sobre el plan para retrasar la edad de jubilación, alcanza al Gabinete de Zapatero. Ambos, Gobierno y oposición, suspenden. El primero, con una puntuación media de 4 puntos, cuatro décimas menos que en diciembre. El PP obtiene 3,8, apenas una décima más que en el último mes de 2009, lo que significa que, en la práctica, se mantiene estancado.

Las 1.600 entrevistas del sondeo se efectuaron entre los días 15 y 24 de febrero, periodo dominado por la polémica en torno a las pensiones, a la solvencia de la economía española y al aumento del paro, así como a la dificultad casi insalvable para alcanzar un pacto de Estado ante la crisis. Ni siquiera la conjunción de esos factores permitió al PP adelantar a los socialistas. No obstante, el porcentaje de electores que aprueban el trabajo de la oposición se ha incrementado en cuatro puntos respecto a diciembre, pasando del 38,1% al 42%. En el polo opuesto, el índice de quienes aprueban la gestión global del Gobierno retrocede seis puntos: del 52,1% que señalaba el Publiscopio de diciembre, la tasa cae hasta el 46,1%.

Los afines al PSOE puntúan al Ejecutivo mejor que los conservadores al PP

Pero, aun siendo malos para el Gobierno los datos reseñados, también lo son para el PP. Y una lectura del reverso lo demuestra: en el año más duro para los socialistas desde su llegada a la Moncloa en 2004, el partido de Mariano Rajoy no ha logrado ni una sola vez convencer a los ciudadanos de que su trabajo de oposición merece el aprobado.

Rajoy apenas saca rédito

Desde enero de 2009, en que cosechó una nota media de 3,6, hasta febrero de este año, el PP sólo ha avanzado dos décimas. El Gobierno sólo ha retrocedido cuatro.

Tras un año negro para Zapatero, el PP no logra cruzar la barrera del 5

Al igual que en oleadas anteriores, también esta revela cómo la pésima puntuación que los votantes del PP conceden a la gestión de Zapatero (el 35% de esa franja electoral la puntúa con 0 o con 1) tira hacia abajo de la nota media del Gobierno. Los simpatizantes socialistas se comportan de un modo más benévolo con la formación que dirige Rajoy: sólo el 23% puntúa la labor del PP señalando una de las dos casillas inferiores de la tabla.

El sondeo certifica la persistencia de un fenómeno ya observado en encuestas anteriores: los votantes del PSOE valoran la gestión del Gobierno con una nota mejor (5,7) de la que los votantes del PP asignan a la tarea de la oposición (5,4). En otras palabras, pese a la virulencia de la crisis y al desconcierto causado por ciertas decisiones del Gobierno, el éxito de Zapatero en su nicho electoral sigue siendo superior al de Rajoy en el suyo.

Política antiterrorista

De 15 parcelas de gestión, el Gobierno aprueba en siete y suspende en ocho

En lo que respecta a la calificación de las distintas áreas de gestión gubernamental, el resultado es variopinto. En el puesto de cabeza se sitúa la política antiterrorista, que recaba el aprobado del 71% de los entrevistados y una nota media de 5,4, tres décimas más que en diciembre. Respecto a diciembre, la labor en esta materia del departamento que dirige el ministro Alfredo Pérez Rubalcaba gana un 6% de aprobados.

El estudio afianza la idea de que la faceta social del Gobierno persiste como la mejor valorada. De esa forma, en la tabla de gestión sectorial, el Ejecutivo aprueba en servicios sociales, apoyo a la cultura, obras públicas, sanidad, enseñanza y atención a los problemas de las mujeres.

Y, como se infería previsible, el tándem política económica-política de empleo ocupa el último escalón: sólo el 31% aprueba la gestión económica del Gabinete, porcentaje que cae otro punto (30%) en lo relativo a la lucha contra el paro.

Empleo y política económica persisten como los puntos débiles

Con todo, la nota media que recibe la política económica (2,9) es una décima inferior a la obtenida por la política de empleo (3). De nuevo, el peso de los votantes del PP, que conceden una nota de 1,4 a la política económica, tira hacia abajo de la puntuación media que el Gobierno logra en esa área. Es esa la peor puntuación de la tabla en la franja de entrevistados afines al PP, lo que denota que Rajoy sí ha logrado que cale en su electorado uno de los mensajes más controvertidos de su última etapa: el de que España, como Grecia, se encuentra al borde de la insolvencia por culpa de los "vaivenes" del Gobierno.

Suspende en otras áreas que, de una forma u otra, van asociadas a la política económica. Entre ellas, vivienda, atención a los parados y atención a los problemas de los jóvenes. De las 15 áreas sectoriales de gestión sobre las que se inquiere a los entrevistados, el Gabinete aprueba en siete y suspende en ocho.

En cumplimiento de la lógica dominante que asocia inmigración y paro, la política de extranjería es la tercera área peor valorada. La nota media que recibe la gestión gubernamental en inmigración se queda en un 3,6, dos décimas menos que la recabada en enero de 2009.