Sábado, 27 de Febrero de 2010

El Ejército de EEUU autoriza el uso de Twitter y otras redes

Reuters ·27/02/2010 - 15:17h

El Pentágono anunció el viernes que ha autorizado el uso de Twitter, Facebook y otras páginas llamadas ''web 2.0'' entre los militares de Estados Unidos, diciendo que los beneficios de los medios sociales pesan más que las preocupaciones de seguridad.

La decisión, que llega en un tiempo de preocupaciones crecientes por la ciberseguridad, se aplica solo a la red de los militares estadounidenses que no es confidencial, pero podría significar grandes cambios para amplios sectores de las Fuerzas Armadas, incluidos los marines, que habían censurado selectivamente los portales sociales en los ordenadores de trabajo.

El Departamento de Defensa también tenía desde 2007 restricciones activas en su red al acceso a ciertas páginas que consumen mucha banda ancha como YouTube.

"El propósito de la política es admitir que necesitamos aprovechar estas capacidades de Internet. Estas herramientas (de la) web 2.0 necesitan formar parte de lo que usamos'', dijo a Reuters David Wennergren, un ayudante del secretario de Defensa.

Los medios sociales son crecientemente importantes para los militares de Estados Unidos. El almirante Mike Mullen, que como jefe del Estado Mayor de Defensa es el más alto responsable de los militares de Estados Unidos, tiene un tablón en Twitter con más de 16.000 seguidores.

CERCA DE LOS SOLDADOS JÓVENES

El secretario de Defensa, Robert Gates, de 66 años, ha dicho que quiere usar las redes sociales para ayudar al Pentágono para que interactúe con los militares estadounidenses, muchos de los cuales tienen poco más de 20 años.

Pero los detractores han mencionado los riesgos de fuga de información, de abrir las puertas a los piratas informáticos, y de una posible saturación del ancho de banda de la red del Departamento de Defensa.

La nueva política dice que los mandos aún así necesitarán defenderse contra los ciberataques y bloquear el acceso a la pornografía online, la ludopatía y las páginas que promocionan ''actividades relacionadas con crímenes de odio''.

También les permite limitar temporalmente el acceso a Internet si el ancho de banda se sobrecarga, un asunto clave para las fuerzas de Estados Unidos que están en guerras en Irak o Afganistán, o en misiones en lugares remotos y escabrosos alrededor del mundo.

Wennergren dijo que los mandos todavía tienen autoridad para limitar el acceso a en misiones de seguridad, quizá censurando el uso de los medios sociales de cara a una gran ofensiva. El Departamento de Defensa también supervisará el uso de la red.

"Hay dos imperativos. Uno es la capacidad de compartir información. El otro es sobre seguridad -necesitamos ser buenos en ambos'', dijo.

Entrenar a la gente para que sepan lo que puede y no puede verse en Internet es una política más efectiva que simplemente censurar el uso de medios sociales en ordenadores de trabajo, dijo.