Domingo, 21 de Febrero de 2010

Inés Sabanés: "Muchos en IU se conforman con algo pequeño y controlado"

La líder de IU Abierta niega representar la derecha en su formación y pretende "despertar a la izquierda dormida"

JUANMA ROMERO ·21/02/2010 - 08:00h

ANGEL NAVARRETE - Sabanés con Madrid al fondo, ciudad que "nunca decepciona" y que define como "hospitalaria, crítica y en transformación".

Gaspar Llamazares dijo de ella que representaba un "pedazo del cielo" de la izquierda. Fue no hace muchos días, en un homenaje íntimo a Inés Sabanés (Cubells, Lleida, 1953), que ya no es la portavoz de IU en la Asamblea de Madrid ni tampoco será la cabeza de lista a la Comunidad en 2011, como lo fue en 2007.

Un purgatorio, y no un cielo, que decidió la mayoría de la federación madrileña (IU-CM). Sabanés no tiene galones, ni los quiere. Pero no ha perdido la medalla del reconocimiento social las encuestas han apuntalado su buena valoración ciudadana y el liderazgo de IU Abierta.

¿El Premio Enrique Padrós, que está a punto de recibir como mejor bloguera política, ha sido un dulce tras meses amargos?

Me emocionó por los momentos difíciles que he pasado. También por lo que el premio tiene de reconocimiento a una forma de entender la política, de contacto con los ciudadanos.

¿Se ha sentido sola desde que se eligió a Gregorio Gordo, en los órganos y en apenas un mes, portavoz y candidato? ¿Se siente poco respaldada por Cayo Lara?

Sola no me he sentido, porque me ha apoyado mi círculo más íntimo. Políticamente sí me hubiera gustado que en la dirección federal y la madrileña hubiera cuajado el debate de apertura de IU, de enganchar los procesos de elección de candidatos con la refundación. Entendí que si eso no se valoraba, no era útil mi presencia.

Lara fue nombrado líder gracias a la mayoría de IU-CM. ¿Por eso el coordinador no la defendió a usted?

No es justo decir que el cargo de Cayo se deba en exclusiva a IU-CM. Pero es muy visible la presencia y la fuerza de Madrid en la dirección federal.

¿En Madrid no hubo lucha por el poder? ¿Le pudo a usted el ego?

"En Madrid, perdimos la primera ocasión de demostrar que la refundación iba en serio"

Por mi parte, no. En la IX Asamblea Federal [en 2008] concluimos que las cosas habían ido mal y que había que entrar en un nuevo tiempo. No podemos ajustar las cuentas con el pasado permanentemente. Estoy segura de que era posible hacer un debate más solvente. No me refiero a primarias internas, sino consultas abiertas a simpatizantes, organizaciones que trabajan con IU... Dirigirnos a la gente, hablar con ella, gritar que más allá de elecciones, queremos construir un espacio político.

La mayoría de IU-CM arguye que con usted de candidata en 2007 se ganaron sólo dos décimas más.

En las elecciones influye la valoración de la gente, aunque no es el único factor. La apertura de IU nos obligaba a relacionarnos con la gente, arriesgar, dar señales de cambio. Si alguien se escuda en las dos décimas, es que hablamos lenguajes diametralmente opuestos. Yo hablo de espacios políticos; ellos, de espacios electorales.

¿Es cuestión de perfil? ¿Usted e IU Abierta son la derecha de IU?

Ni yo ni IU Abierta hemos sido, ni somos ni seremos la derecha de IU. ¡Qué barbaridad! He luchado por ocupar un espacio político diferenciado en la izquierda alternativa, frente a todo y frente a todos. Frente al PSOE y frente al PP. Yo jamás he gobernado con el PSOE. Además, la socialdemocracia está tan tocada por su convergencia con las políticas de derecha que no es la solución, sino un problema.

¿Por qué entonces se dijo que se iba a marchar al PSOE?

Me sorprendió y me dolió. Aunque no olvido que ese rumor coincidió con el proceso de elección de candidatos. Fue una calumnia muymalintencionada, no diré de quién.

¿Cree que IU-CM ha virado? ¿Insiste menos en la denuncia de la corrupción del PP?

"El rumor de que me iba al PSOE coincidió con las candidaturas. Fue muy malintencionado"

No hablaré de permisividad o de dureza con el PP. Mientras fui portavoz, tuve claro que no se podía separar la corrupción política de la económica, y creo que los ciudadanos esperan que se siga impugnando el proyecto del PP en su totalidad.

¿Aceptará ir en algún puesto en las listas de Madrid en 2011? ¿Y en las generales de 2012?

En las de Madrid, no, con toda seguridad. Por coherencia. Las cosas se han hecho legítimamente de otra manera. Para no entorpecer, no estaré. Y en las generales, lo mismo: dependerá del método. Quien crea que quiero un escaño en una institución, se equivoca. Pero no voy a dejar la política madrileña, ni la federal, ni la izquierda, ni IU. Ha sido y es mi vida. Ahora quiero ayudar a despertar esa izquierda dormida.

¿Y eso cómo se hace? Porque la derecha avanza en todas partes.

Yo teorizo poco. Actúo. Hay que estar al loro de lo que se mueve, de las pequeñas y grandes luchas, de trenzar alianzas con la sociedad. Debemos creérnoslo, no perdernos en luchas identitarias. En este debate, no somos la única voz, ni siquiera la más fuerte. Este es un momento clave para la izquierda alternativa. Ahora o nunca. La crisis nos ha hecho más visibles. Si no trasladamos un proyecto ilusionante, nos será difícil hacerlo en el futuro.

¿Todo el mundo en IU se lo cree?

"Un acuerdo que recorte gasto, reforme las pensiones y el mercado laboral es una rendición"

No, muchos se conforman con un espacio pequeño y controlado de contestación o de resistencia.

¿Le preocupa la marcha de la refundación de IU? ¿Va lenta?

Hay que hacer gestos, pringarse. Hay asimetrías, gente en la dirección que hace interpretaciones erróneas. Cada paso que dé IU debe hacer visible la voluntad refundadora. En Madrid hemos perdido la primera oportunidad de demostrar que la refundación iba en serio.

¿Esperanza Aguirre está tocada?

Sí, por mil conflictos, con el PP y fuera, anegada por una crisis política y de gestión de los servicios públicos. Su mérito, y el de Gallardón, es haber intentado hacer hegemónico en Madrid su proyecto ultraliberal.

¿Madrid se ha derechizado?

No lo creo. La izquierda no ha sabido defender un proyecto de transformación rotundo para Madrid, sin subsumirlo en la política nacional.

Tomás Gómez, el líder del PSOE de Madrid, dio un giro de izquier-das el viernes. ¿Lo ve positivo?

Me quedo con su reivindicación de una política centrada en Madrid, y con que vea a IU como "aliada".

¿IU firmará el pacto de Estado?

Un acuerdo que suponga aumentar la edad de jubilación, recortar el gasto público o reformar el mercado laboral es una rendición. Hay que preguntar a Zapatero dónde mira. El pacto es imposible, está claro.

Noticias Relacionadas