Miércoles, 17 de Febrero de 2010

Sarkozy viaja a Haití sin hacer los deberes

Es la primera visita de un jefe de Estado francés a la antigua colonia, que sufrió los abusos galos durante siglos

PÚBLICO.ES ·17/02/2010 - 17:02h

Le MOnde critica duramente en su artículo la actuación de Francia en la historia de Haití y critica que Sarkozy no haya tratado de reparar los males causados antes de viajar. AFP

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, vuelve a coger un avión en misión especial. Esta vez viaja a Haití para ver en primera persona la situación después del terremoto. A su llegada al país caribeño anunció una ayuda de 326 millones, cantidad que incluye la condonación de la deuda con París, valorada en 56 millones de euros, y otros 180 millones para la reconstrucción del país caribeño.

Sin embargo, este viaje oficial, el primero de un jefe de Estado francés en la historia, tiene unas connotaciones negativas que Sarkozy no ha tratado de reparar. Le Monde recoge en un artículo este miércoles los deberes que el presidente galo debería haber hecho antes de llegar a la antigua colonia. El diario recuerda así el "pobre papel de Francia" en la historia del país.

Para empezar, Le Monde habla de la trata de personas. De 1697 a 1791 Francia deportó a un millón de africanos para trabajar en la colonia. Estos africanos, esclavos al fin y al cabo, sufrieron lo que se ha considerado como la peor explotación en la historia de las Amñericas.

El diario apunta a que la esperzanza de vida de un esclavo en Haití era de pocos años. En 1794, después de una revuelta, al menos consiguieron la ciudadanía francesa. La riqueza acumulada por Francia gracias al trabajo forzado "criminal" que sufrieron los esclavos está calculado en miles de millones de euros. Pero Francia nunca pidió perdón por ello.

El punto número tres de la agenda que Sarkozy ha obviado habla de crímenes contra la humanidad. Entre 1802 y 1803, con la revolución todavía caliente, el periódico afirma que murieron a manos de los franceses tantos haitianos como las víctimas que ha provocado el terremoto de este año (cerca de 300.000).

Créditos abusivos

Francia exigió el pago de una reparación por la declaración de Independencia que se terminó de pagar en el siglo XX

En 1825 Haití recuperó su soberanía, pero Francia, según Le Monde, reclamó el pago de una reparación de 150 millones de francos que finalmente se redujo a 90. Los bancos franceses extendieron varios créditos a Haití para que pudiera pagar la deuda que se cerró a principios del siglo 20. El Gobierno caribeño estima que esos intereses ascienden a unos 21.000 millones de dólares.

Para continuar con el buen trato histórico de Francia hacia Haití, Le Monde recuerda que el Gobierno galo permitió la residencia al dictador Jean-Claude Duvalier, que todavía vive en Francia. El periódico compara esta situación con "los miles de ciudadanos haitianos a los que se les ha negado el permiso de residencia".

Francia, dice el diario, también participó en el golpe de Estado de 2004 contra el presidente Jean-Bertrand Aristide, que además fue secuestrado y trasladado a un país que entonces estaba claramente controlado por Francia, la República Centroafricana.

Los haitianos hoy en día necesitan un permiso especial para entrar a otras 'provincias' de ultra mar como Guadaalupe, Guyana o Martinica. Dichas medidas tienen todavía sus orígenes en la Francia esclavista y colonial de hace ya cuatro siglos. Además, Francia llamó al aeropuerto de Guyana Rochambeau, el general que se encargó de exterminar a los haitianos durante todos aquellos años gaseándolos con azufre.

Para terminar, Le Monde estima que Francia ha impedido con todas estas acciones que el país se desarrolle de una manera normal.