Domingo, 14 de Febrero de 2010

80-87. Al Madrid se le olvidó que tenía que ganar

EFE ·14/02/2010 - 16:06h

EFE - El pívot lituano del Real Madrid, Lavrinovic (d), lucha por la pelota ante un jagador del Bizkaia Bilbao Basket, durante el partido correspondiente a la vigesimosegunda jornada de la Liga ACB que han disputado hoy en Pabellón de Vista Alegre de Madrid.

El Real Madrid perdió ante el Bizkaia Bilbao por tratar de jugar pensando en el futuro y olvidándose del presente, dejando crecer al equipo vasco por su poca actitud en la pista salvo en los minutos finales, cuando ya era demasiado tarde.

El Real Madrid comenzó frío el partido. Sin tensión, sin fuerza y sin acierto en ataque. Pareció más centrado en adquirir automatismos para la Copa: defensa en zona tras un ataque fallido, o presión después de triple o tiros libres.

El Bizkaia Bilbao no era, a priori, un rival demasiado peligroso y sí un "sparring" adecuado para hacer pruebas.

Un par de destellos de Llull y Jaric -pase inverosímil a Felipe Reyes- fueron suficientes para mandar casi siempre en el marcador y hubiera servido para decantar casi definitivamente el resultado de no haber estado en cancha un Javi Salgado en estado de gracia, con dos triples imposibles en acrobática postura y en el límite del tiempo, entre otras lindezas.

Pese a todo, el Madrid se fue al descanso con cuatro puntos de ventaja y con un Nole Velickovic, que salió de titular, jugó tres minutos y medio y pasó al banquillo, castigado, por su entrenador, Ettore Messina.

La vuelta de Felipe Reyes al equipo volvió a darle el poso en la zona, tanto en defensa como en ataque, que el juego colectivo madridista necesita.

Un error aquí, una probatura allá, un par de decisiones arbitrales muy protestadas en Vistalegre y el Bilbao se metió en el partido, 56-57 en el minuto 26,30, quizá porque el Madrid de tanto mirar al futuro se le olvidó que también había que ganar hoy.

El equipo vasco se creció con el marcador y alcanzó siete puntos de renta, 56-63, en el minuto 28, cuando Messina ya había tocado a rebato entre su plantilla, viendo que se le complicaba el partido.

Al final del tercer cuarto eran nueve los puntos de desventaja local, 58-67, tras un parcial de 13-26.

Hervelle (16 puntos) y, al final, Mumbrú (9 puntos) demostraron que no hay mejor cuña que la de la misma madera.

La ventaja de los vascos llegó a los quince puntos a falta de siete minutos y medio para el final, 60-75, ante la desesperación de un Messina que veía como el equipo se descomponía por momentos.

Jugando a la desesperada y de la mano de un 'enchufado' Llull, el equipo local recortó hasta los cinco puntos, 77-82, a falta de poco más de dos minutos y medio, pero ya era demasiado tarde. El Madrid se había olvidado de que tenía que ganar.

. Ficha técnica:

80 - Real Madrid (18+27+13+22): Tomic (6), Jaric (8), Velickovic (2), Llull (21) y Kaukenas (4) -equipo inicial-, Lavrinovic (6), Reyes (9), Prigioni (7), Garbajosa (10), Bullock (7) y Vidal.

87 - Bizkaia Bilbao (16+25+26+20): Warren (13), Moiso (8), Rodríguez (2), Mumbrú (9) y Hervelle (16) -equipo inicial-, Vázquez (3), Seibutis, Markota, Banic (10), Salgado (19) y Blums (7).

Árbitros: Daniel Hierrezuelo, Sánchez Monserrat y Juan J. Martínez. Warren fue eliminado por cinco personales en el minuto 39.

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésima segunda jornada de la Liga ACB disputado en el Palacio Vistalegre ante 8.900 espectadores. Alex Mumbrú y Axel Hervelle, ex jugadores del Real Madrid, fueron ovacionados en la presentación. Se guardó un minuto de silencio por el reciente fallecimiento de Luis Molowny.