Miércoles, 10 de Febrero de 2010

Paquillo admite haber poseído sustancias dopantes

El atleta reconoce haber comprado las sustancias aunque niega haberlas consumido. Odriozola habla de "sanción inmediata"

AGENCIAS ·10/02/2010 - 20:27h

EFE/ARCHIVO/Emilio Naranjo - Paquillo Fernández.

El marchador español Francisco Javier 'Paquillo' Fernández ha admitido, de manera voluntaria, haber estado en posesión de sustancias dopantes prohibidas por la Agencia Mundial Antidopaje (AMA), aunque aseguró no haber consumido ninguna de ellas, según explicó en un comunicado.

El andaluz, quien mostró su "más profundo arrepentimiento", afirmó haber realizado estas declaraciones ante la Guardia Civil, que investiga la llamada 'Operación Grial', en la que fueron arrestadas 11 personas, entre ellas el ex médico Walter Wiru, desde el pasado mes de noviembre.

"Como consecuencia de los resultados deportivos obtenidos en los Juegos Olímpicos de Pekín y en el Campeonato del Mundo de Berlín, y ante la presión por recuperar el alto nivel competitivo, cayó en la tentación de adquirir productos prohibidos", indica el gabinete de comunicación del atleta.

El subcampeón olímpico en Atenas 2004 fue citado hoy por las autoridades para declarar en relación a su presunta implicación en la 'Operación Grial', en la que no estaba imputado a pesar de haber estado en posesión de dichas sustancias prohibidas por la AMA.

Odriozola asegura que si se confirma oficialmente se le sancionará "de manera inmediata"

Sin embargo, Paquillo aseguró no haber hecho uso de las mismas. "Afortunadamente, esos productos nunca han llegado a ser utilizados", manifiesta la nota. El corredor español pide disculpas a sus seguidores y patrocinadores, así como privacidad para su persona y su familia.

Fernández, que proclamó su inocencia el pasado 24 de noviembre ("Nunca he tenido nada que ver con el dopaje") ha decidido hablar "sin que se hubiera iniciado ningún procedimiento sancionador" y quiso explicar su "infracción de las normas antidopaje al haber estado en posesión de sustancias prohibidas".

El campeón español de marcha dijo que adquirió los productos "con la intención de utilizarlos en las principales competiciones que se iban a celebrar durante el año 2010", pero que finalmente no accedió a su consumo.

Francisco Fernández, que pide apoyo para continuar su carrera en el futuro, insiste en su malestar por haber adquirido EPO y por no "haber sabido valorar las consecuencias de su conducta y haber intentado buscar atajos en los que nunca debió haber pensad".

Por último, el de Guadix quiso transmitir un "mensaje de ánimo a todos los deportistas" para que "no cometan el error" que él ha cometido. "La experiencia le ha demostrado que el único camino para conseguir el éxito es la constancia y el trabajo diario", reza la nota.

"Sanción inmediata"

Paquillo será expedientado y suspendido con carácter inmediato tan pronto la Federación Española de Atletismo tenga conocimiento oficial de la confesión pública del atleta.

"La sanción correspondiente es de dos años y se aplicará de manera inmediata porque si hay confesión de parte no es necesario ir más allá, pero primero tenemos que tener conocimiento oficial. Yo, como Santo Tomás, si no lo veo no lo creo", declaró el presidente de la Federación Española, José María Odriozola.

El Comité de Competición de la Española "actuará inmediatamente porque si se autoinculpa, solo cabe dictaminar con arreglo al reglamento de la IAAF, aunque pueden concurrir circunstancias atenuantes, como la colaboración con la investigación, que, en virtud del artículo 40.c, podría suponer una rebaja de la sanción, pero eso ya debería decidirlo el Review Board de la IAAF", explicó Odriozola.

Once detenidos por la 'Operación Grial'

Desde el pasado 24 de noviembre, la Guardia Civil ha detenido a 11 personas, 9 hombre y 2 mujeres, todos ellos como presuntos integrantes de la red que suministraba sustancias dopantes. Paquillo negó su implicación por aquel entonces y explicó no tener relación alguna con el médico peruano Walter Viru, uno de los detenidos.

La operación, que continúa su curso desde entonces, se ha desarrllado en Valencia, Barcelona, Murcia y Granada. Paquillo, que descartó hablar para no interferir en el procedimiento judicial, tenía en su domicilio diversas hormonas para el crecimiento, además de EPO.