Domingo, 7 de Febrero de 2010

IU plantea que ningún funcionario ni cargo público cobre más que el presidente del Gobierno

La federación elabora un documento alternativo a la Ley de Economía Sostenible del Ejecutivo de Zapatero

JUANMA ROMERO ·07/02/2010 - 01:00h

ÁNGEL NAVARRETE - El secretario federal de Economía de IU, José Antonio García Rubio, y la presidenta de la Fundación Europa por los Ciudadanos, Inés Sabanés, ayer en la presentación de las jornadas de IU sobre el nuevo modelo productivo en el hotel Convención de Madrid.

Si hay una imagen que la derecha ha logrado aquilatar, es la de la suma de izquierda y despilfarro, izquierda y gasto público a espuertas, sin control. La foto valdría para el PSOE y tanto más para IU. Pero es falsa, como se empeña en denunciar la propia IU. La federación propone la defensa a ultranza de lo público y un modelo alternativo al neoliberalismo, pero también trabaja en medidas "ejemplarizantes, de racionalidad en el gasto". Una de ellas es esta: que ningún funcionario del Estado, de las comunidades autónomas o de los ayuntamientos -sea un cargo político o no- cobre más que el presidente del Gobierno. O, dicho de otro modo, que los 91.982,40 euros que percibirá en 2010 José Luis Rodríguez Zapatero, como consigna la Ley de Presupuestos Generales del Estado, constituyan el techo salarial máximo para cualquier trabajador de la Administración.

La coalición quiere construir un modelo productivo «social y democrático»

La medida figura en los documentos de trabajo de las jornadas que IU ha convocado para este fin de semana, bajo la rúbrica Frente a la desesperanza, hay alternativa, y a los que ha tenido acceso Público. Del debate saldrán perfiladas las bases del nuevo modelo productivo que la federación opondrá a la Ley de Economía Sostenible que el Gobierno está a punto de trasladar a las Cortes Generales. "No se puede consentir que haya cargos o trabajadores públicos que ganen más que el presidente", argumenta a este diario José Antonio García Rubio, secretario federal de Economía de IU.

Pero ejemplos los hay a patadas. El presidente del Congreso, José Bono, cobrará este año 219.5354 euros distribuidos en 14 pagas. Los presidentes del Tribunal Constitucional y del Supremo, María Emilia Casas y Carlos Dívar, se embolsarán 146.342,58 euros; los vocales del Poder Judicial, más de 124.000 euros. Y el presidente del Tribunal de Cuentas, Manuel Núñez, 125.086,92 euros. Esperanza Aguirre, jefa del Ejecutivo madrileño, recibirá más de 105.000 euros. Pero la medida de IU también viene a cuento de las retribuciones de los controladores aéreos, que rondan de media los 350.000 euros anuales. Un "sueldo millonario" que el ministro de Fomento, José Blanco, bajó el viernes a 248.000 euros anuales a través de un decreto ley.

El SMI, a 1.100 euros

El control de los sueldos de los cargos y funcionarios públicos no es la única medida de la reforma laboral que oferta IU. La federación pretende que el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) ascienda a 1.100 euros al mes antes de 2012 (hoy es de 633,30 euros).

Busca que los trabajadores entren en los consejos de administración

Asimismo, IU busca aumentar los mecanismos de participación democrática en la economía. A pequeña escala, supondría que los trabajadores entrasen en los consejos de administración de sus empresas para garantizar una mejor redistribución de los beneficios. Y, a gran escala, IU aboga por crear en el Estado un consejo consultivo que debata las estrategias de desarrollo sostenible.

La meta es erigir un sistema productivo "social y democrático", señaló ayer sábado en la apertura de las jornadas García Rubio. Se trata de defender la intervención del Estado, proteger los servicios públicos, liquidar la corrupción, afrontar un nuevo modelo energético, dar vida a una banca pública o lanzar una reforma empresarial que penalice los salarios bajos, la precariedad y la desregulación. Propuestas todas "con modestia, pero con ambición política".

IU insistió en lucir soberanía: "No somos una fuerza subalterna a ninguna otra. Tenemos alternativa", presumió García Rubio.

 

EL PAPEL DE SABANÉS
Líder de un sector y de una fundación

Las jornadas de este fin de semana, en las que están inscritas 152 personas y participan sindicatos, empresarios, autónomos, ecologistas, feministas e intelectuales, fueron presentadas ayer por García Rubio y también por Inés Sabanés. Y con toda lógica. Ella es la presidenta de la Fundación por la Europa de los Ciudadanos –la fundación de IU–, la que formalmente convocó el seminario. Los trabajos se han dividido en siete talleres y las conclusiones las presentarán hoy el coordinador federal, Cayo Lara, y el diputado Gaspar Llamazares.

La fundación será el área en la que se volcará Sabanés, descabalgada de la portavocía de IU en la Asamblea de Madrid por decisión de la mayoría dirigente de la federación madrileña.

La líder de IU Abierta (el sector gasparista) no se marcha de la política. “A veces, una da un paso atrás o le ayudan a darlo. Pero esto no es una retirada”, había subrayado el viernes por la noche. Lo hacía en la cena de homenaje que le habían preparado sus compañeros de IU Abierta y a la que acudieron más de 200 personas de todos los ámbitos. Sabanés llamó a reconstruir la izquierda, a trenzar alianzas con la sociedad. 

La cena del viernes fue el primer acto del Foro por la Participación Social, la asociación auspiciada por los gasparistas para incentivar el debate de la refundación de IU. La preside la ex diputada en el Congreso y ex alcaldesa de San Fernando de Henares (Madrid) Montse Muñoz.

 

Noticias Relacionadas