Viernes, 5 de Febrero de 2010

Del muro de Yamaha al telón de acero

Las estructuras de Rossi y Lorenzo no compartirán datos en las carreras

MIGUEL ALBA ·05/02/2010 - 07:45h

Las estructuras de Lorenzo y Rossi en Yamaha posan ayer en la presentación de la nueva M1 en Qatar. - EFE

Su existencia ya no sorprende. Incluso, en el equipo Tech3, satélite de Yamaha, el muro que apareció la pasada temporada, para enfriar la dura dialéctica entre Toseland y Edwards, sigue en pie a pesar de la amistad entre Edwards y Ben Spies. "Así todo el mundo puede trabajar tranquilo. Los invitados de un piloto no pueden molestar al otro y además ganamos visibilidad para los patrocinadores", asegura Herve Poncharal, responsable de la escudería satélite.

Sin embargo, en el equipo mayor de la firma de los diapasones, el muro se ha convertido, esta temporada, en una especie de telón de acero entre Rossi y Lorenzo. "Considerando que los dos pilotos (Valentino y Jorge) son los principales rivales en la lucha por el título, hemos decidido respetar el camino de cada uno en la competición, por lo que durante el fin de semana cada equipo será más independiente y cerrado", confirmaba ayer Davide Brivio, Team Manager de Rossi en Yamaha. Un hermetismo que cierra una mínima mirilla (ambos pilotos compartían la telemetría) convertida en foco de conflicto desde que el mallorquín asedió a Il Dottore en la general del Mundial. "El hecho es que pongo la moto a punto y luego la usa también Lorenzo", llegó a decir Rossi.

Para evitar ese cruce de acusaciones, conflicto que marcó la renovación de Lorenzo por Yamaha, junto a la petición del mallorquín de equidad exquisita por parte de Yamaha hacia su estructura, la marca nipona ha decidido vetar cualquier tipo de intercambio de información sensible durante los fines de semana de competición. "No habrá mucha información que sea intercambiada entre ambos lados", admitía Brivio. "Tras las carreras, de regreso a las oficinas proseguía el responsable de la estructura de Rossi, los ingenieros podrán comparar la información y la telemetría, pero los dos equipos dentro del box estarán más independientes desde el punto de vista técnico".

El muro, sin embargo, se mantendrá más sensible durante la pretemporada que se inició ayer con los primeros entrenamientos, que dominó Rossi, en Qatar. "Valentino sigue siendo el líder en el desarrollo de la M1", explicaba Lorenzo, el día en el que Yamaha desveló la nueva YMZ-M1 y esgrimió los éxitos en MotoGP como promoción para salir de la crisis.