Martes, 18 de Diciembre de 2007

Los siete médicos detenidos por la trama de abortos ilegales pasarán el jueves a disposición del juez

EFE ·18/12/2007 - 12:50h

EFE - En la imagen, un agente de la Guardia Civil durante el registro de la Clínica Emecé el pasado 26 de noviembre.

La Guardia Civil ha empezado a tomar declaración a los siete médicos detenidos ayer en Barcelona por su presunta vinculación con la trama de abortos ilegales, quienes pasarán el próximo jueves día 20 a disposición judicial, una vez agotado el plazo máximo de detención de 72 horas.

Los detenidos, entre los que se encuentran dos psiquiatras, dos anestesistas y tres ginecólogos, permanecen en las dependencias de la Guardia Civil, que mantiene abierta la investigación, aunque no prevé más detenciones en las próximas horas, según han indicado a Efe fuentes del instituto armado.

De hecho, los agentes han practicado en las últimas horas un nuevo registro en la calle Almogàvers de Barcelona con el fin de analizar nueva documentación vinculada a esta presunta red de abortos ilegales dirigida por el doctor Carlos Morín, que ya fue detenido en una primera fase de la operación junto a otras cinco personas, entre ellas su esposa.

Uno de los siete detenidos ayer es un psiquiatra que hacía guardias en el servicio psiquiátrico de la prisión de Can Brians, mientras que uno de los ginecólogos, Tomás P., es vocal de la sección de Tocoginecólogos del Colegio Oficial de Médicos de Barcelona.

Los arrestados en esta segunda fase de la operación, que dirige el juzgado de instrucción número 33 de Barcelona, eran colaboradores externos que se encargaban de revestir de legalidad la actuación ilícita de esta red, firmando, si era necesario, informes médicos sin haber visitado a la paciente o falsificándolos.

Todos ellos están acusados de los delitos de asociación ilícita, aborto ilegal y falsificación documental.