Jueves, 4 de Febrero de 2010

Una comisión del Parlamento Europeo rechaza que un banco ceda datos a EEUU con fines antiterroristas

EFE ·04/02/2010 - 17:17h

EFE - El presidente del Parlamento Europeo, el polaco Jerzy Buzek, abandonando el Palacio Elíseo de París este miércoles.

La Comisión de Libertades Civiles, Justicia e Interior del Parlamento Europeo (PE) ha rechazado hoy en primera instancia el acuerdo interino por el que el consorcio bancario Swift da acceso a EEUU a los datos financieros de personas investigadas en el marco de la lucha antiterrorista.

Los eurodiputados han apoyado un informe realizado por la ponente Jeanine Hennis-Plasschaert, del grupo Liberal, que denuncia la intromisión en los derechos fundamentales y "la falta de proporcionalidad y reciprocidad del acuerdo" por el que la Unión Europea (UE) cede datos financieros a EEUU.

El informe de Hennis-Plaasschaert además se queja de que el Consejo de la UE no haya "transmitido toda la información" sobre el acuerdo Swift a la Eurocámara.

El hemiciclo al completo se pronunciará sobre el asunto la próxima semana en Estrasburgo (Francia) y si también rechaza el acuerdo éste no podrá ser aplicado y las autoridades estadounidenses buscarán previsiblemente acceso a los datos a través de contactos bilaterales con los estados miembros.

Si, por contra, el PE en pleno acepta el acuerdo, éste podrá comenzar a aplicarse automáticamente, pues oficialmente ya tiene validez desde el pasado 1 de febrero.

La Comisión Europea y el Consejo de la UE consideran que el acuerdo entró en vigor el 1 de febrero, pero Swift -una cooperativa integrada por bancos- no quiere darle legalidad hasta que no se pronuncie a su favor la Eurocámara.

Bruselas y Washington ya tenían un acuerdo para permitir el acceso a las autoridades de EEUU a los datos financieros de las transacciones internacionales dentro de investigaciones terroristas.

Por un traslado de los servidores a Suiza fue necesario renovar el acuerdo por nueve meses más y de forma transitoria por parte del Consejo de la UE el pasado 30 de noviembre.

Los eurodiputados de la Comisión de Libertades Civiles, Justicia e Interior de la Eurocámara han recriminado a los Veintisiete que tomasen esa decisión tan sólo un día antes de que entrase en vigor el Tratado de Lisboa, que da más poder de codecisión al PE en este ámbito.