Jueves, 4 de Febrero de 2010

Santander cumple con sus objetivos con los resultados de 2009

Reuters ·04/02/2010 - 09:46h

Por Jesús Aguado

Santander dijo el jueves que el beneficio neto atribuido de 2009 subió un 0,7 por ciento a 8.943 millones de euros, en unos resultados que cumplieron con sus objetivos y que estuvieron levemente por encima de las estimaciones de los analistas, pero que también reflejaron la debilidad del negocio en España.

Analistas habían previsto un beneficio de 8.838,5 millones de euros después de que el propio banco dijera el año pasado en repetidas ocasiones que preveía cerrar 2009 con el mismo beneficio ordinario de 2008, que fue de 8.876 millones de euros.

En la bolsa, las acciones de Santander caían a las 09.45 hora local un 0,2 por ciento a 10,190 euros.

Los resultados también estuvieron marcados por unas abultadas dotaciones para insolvencias de 9.484 millones de euros, un 44 por ciento más que el año pasado, que se hicieron con cargo a resultados, pero que también estuvieron dentro de lo que esperaba el mercado.

El propio consejero delegado del banco, Alfredo Sáenz, ya dijo a finales de julio pasado que la entidad podría finalizar 2009 con unas provisiones totales de 10.000 millones de euros.

En el mercado había sufrido cierto nerviosismo en los días previos a los resultados de Santander después de que BBVA anunció en sus cifras de 2009 unos saneamientos por 6.572 millones y desató los temores a que otras entidades pudieran anunciar provisiones más altas a las esperadas.

"Los resultados a nivel global han sido muy buenos y parece además que no han sido tan exigentes en dotaciones extraordinarias como el BBVA y las provisiones han sido más o menos las esperadas", dijo Jesús De Blas, analista de Mercagentes.

"La duda de si no han sido demasiado optimistas queda para el futuro", agregó.

En el actual escenario de caída de deterioro de la calidad de los activos, Santander destinó unas plusvalías de 2.587 millones de euros, procedentes sobre todo de la ampliación de capital y salida a bolsa de su filial en Brasil (1.499 millones) y del canje de deuda a fortalecer el balance.

De hecho, el banco cerró 2009 con un ratio de core capital del 8,6 por ciento, frente a un dato previo comparable a septiembre del 7,7 por ciento.

SANEAMIENTO ACTIVOS INMOBILIARIOS

Como una medida para protegerse frente al deterioro económico, la entidad incrementó las provisiones genéricas de insolvencias en 2009 en 1.500 millones de euros para situarlas en 6.727 millones de euros y estimó que esto sería suficiente para cubrir las necesidades de provisiones para 2010 y 2011.

Las provisiones para los inmuebles adquiridos aumentaron en 814 millones y el saneamiento de su participación en Metrovacesa ascendió a 269 millones de euros.

Grupo Santander tiene un 23,6 por ciento de la inmobiliaria.

Santander valoró los activos netos por acción de Metrovacesa en 25 euros, frente a los 34,9 que fijó la inmobiliaria.

El fondo para cubrir la pérdida de valor de los inmuebles adquiridos ascendió a 1.368 millones de euros y el banco explicó que los inmuebles en el balance del banco, que fueron adquiridos a 4.304 millones, están ahora valorados en 2.936 millones.

No obstante, el banco cerró 2009 con una morosidad del 3,24 por ciento, frente al 3,03 por ciento de septiembre, y mostró un cierto un control en la gestión de la mora, después de que las entradas de mora fueron bajando trimestre a trimestre, desde los 5.290 millones en el primero, a 3.897 millones en el cuarto.

MÁRGENES EN DESACELERACIÓN

Santander añadió que el margen de intereses subió un 25,6 por ciento a 26.299 millones de euros, frente a previsiones que apuntaban a 26.237,9 millones. A septiembre, el crecimiento del margen de interés había sido del 24,3 por ciento.

En tanto, el margen neto se incrementó un 23,8 por ciento a 22.960 millones, cuando el mercado esperaba una cifra de 23.434,5 millones de euros.

El crecimiento del 18 por ciento de los ingresos casi duplicó al de los costes, que subieron un 10 por ciento. Si se elimina el impacto de las compras y el tipo de cambio de divisas, los ingresos aumentaron un 11 por ciento y los costes no alcanzan el 1 por ciento.