Martes, 2 de Febrero de 2010

Dolorosa despedida al soldado muerto en Afganistán

Los compañeros del fallecido le han despedido en un homenaje en la base militar de Herat. Se le ha impuesto la medalla de la OTAN

PUBLICO. ES / AGENCIAS ·02/02/2010 - 17:59h

Las tropas españolas en Afganistán han despedido hoy al soldado John Felipe Romero Meneses, fallecido ayer en un atentado, en un acto solemne y emotivo celebrado en la base de Herat y presidido por la ministra de Defensa, Carme Chacón.

Tras un breve funeral, sus compañeros, con lágrimas en los ojos, han llevado a hombros el ataúd con los restos mortales del fallecido y lo han introducido en el Hércules que lo trasladará hasta Kabul, donde posteriormente será embarcado en un Airbus de las Fuerzas Aéreas que aterrizará en Barcelona hacia las 21.00 hora local. En la ciudad condal se encuentra la unidad a la que pertencía el fallecido.

Romero Meneses, colombiano de 21 años, falleció ayer al saltar por los aires el vehículo blindado BMR en el que viajaba, a consecuencia de una explosión de un artefacto, en un atentado que también dejó otros seis militares heridos.

Su despedida se ha celebrado en un hangar improvisado del aeropuerto de Herat, en las proximidades de la base española, en un ambiente de tristeza y tensión al mismo tiempo.

El acto se ha celebrado 24 horas después del ataque a las tropas españolas y ocho horas después de que la base de Herat registrara un ataque con cohetes, sin daños materiales ni personales.

Una bandera española cubría el féretro mientras se oficiaba el funeral ante unos 400 militares. El acto incluyó un responso del capellán de la misión y la imposición de la Medalla de la OTAN sobre el féretro del militar.

Presencia necesaria 

La ministra presidió el acto y recordó que la muerte del soldado se corresponde con la búsqueda de "un mundo más seguro para los ciudadanos". Transmitió, asimismo, el pesar del Rey y del presidente del Gobierno.

Afganistán es la misión "más dura, compleja y arriesgada" que ha abordado España

Destacó, además, que la presencia española en Afganistán "es necesaria, como también lo es la de los más de 80.000 soldados de 43 países que nos acompañan". "Se seguirá en Afganistán hasta que este país se valga por sí mismo y deje de ser una amenaza para el mundo", ha dicho.

Chacón subrayó que esta operación es "la más dura, compleja y arriesgada" de todas las misiones en el exterior en las que ha participado España en su historia y "para una misión dura se necesita corazón. Para una misión compleja, inteligencia. Y para una misión arriesgada, valentía".

La ministra de Defensa española llegó a Herat acompañada por el jefe del Estado mayor de la Defensa (JEMAD), general José Julio Rodríguez,y el jefe de Estado Mayor del Ejército (JEME), general Fulgencio Coll.

Heridos fuera de peligro

Antes de asistir a la ceremonia, Chacón visitó a los seis heridos ingresados en el hospital Role 2 en la bas de Herat.

Todos ellos están fuera de peligro, según los médicos que les atienden, y tres de ellos vuelven a España: el teniente Jordi Francesc Rubio y los soldados Daniel Ospina y Josua Alcalá.

Los otros tres, los soldados Gerson Jaime Rodriguez, Juan Morales y Carlos Gatos, que presentan heridas leves, han decidido quedarse y completar la misión. 

 

Despliegue en el país

Actualmente España tiene desplegados de forma permanente 998 militares, repartidos entre la base de Herat y el PRT de Qala e Naw.

Además, tiene previsto enviar otros 511 soldados más para atender las demandas de la administración estadounidense y de la OTAN ante la nueva estrategia en Afganistán.

Están integradas en la Fuerza Internacional de Asistencia para la Seguridad en Afganistán de Naciones Unidas.

Noticias Relacionadas