Lunes, 17 de Diciembre de 2007

Espinosa dice que la nueva propuesta "mejora sensiblemente" la reforma del vino

EFE ·17/12/2007 - 08:59h

EFE - Un operario realiza tareas de trasiego en una bodega.

La ministra española de Agricultura, Elena Espinosa, ha afirmado que la nueva propuesta presentada hoy por la presidencia de turno de la UE y por la Comisión Europea (CE) sobre la reforma del vino "mejora sensiblemente" el proyecto inicial, aunque quedan por "perfeccionar" algunos aspectos.

Espinosa ha declarado que el texto de compromiso de la presidencia y la CE "recoge la mayor parte de las demandas españolas", en rueda de prensa en el marco del Consejo de Agricultura que ha empezado hoy para negociar la Organización Común de Mercado (OCM) del vino.

La propuesta "mejora sensiblemente respecto a lo que teníamos", según Espinosa, quien ha declarado que es posible un acuerdo sobre la OCM, después de las reuniones bilaterales y trilaterales que empezarán esta tarde en el Consejo, que continuará también mañana.

Entre los progresos destacados por Espinosa, está la posibilidad de que los países puedan dar dentro de los "sobres nacionales" un pago directo al agricultor, por superficie, que se distribuirá según los criterios de los Gobiernos.

Además, tales asignaciones nacionales podrán financiar ayudas a la reestructuración, innovación y a mejoras o modernización en la cadena productiva del vino, según la nueva propuesta.

La ministra ha explicado que la propuesta "recoge la posibilidad de que se den ayudas para compensar las que se eliminan".

Espinosa ha añadido que una petición española era poder establecer un pago directo para compensar la desaparición del actual apoyo a la destilación de alcohol de uso de boca (utilizado para la fabricación de brandy o licores).

Espinosa ha insistido en que el texto ofrece "más flexibilidad" en la dotación económica a los países.

Según la ministra, en la reforma queda por perfeccionar la parte de la reforma referente a la liberalización de las plantaciones, pues frente al proyecto inicial de Bruselas, que establecía como fecha el fin de 2013, la propuesta de hoy señala que las regiones podrían atrasarlo hasta final de 2015.

Esta concesión "no está clara jurídicamente", según Espinosa, quien añadió que tampoco refleja adecuadamente la posibilidad, reclamada por España, de que las denominaciones de origen puedan seguir limitando el cultivo de vid.

España también seguirá insistiendo en la continuidad de ayudas al mosto y en este caso no respalda el texto de la presidencia y la CE.

La propuesta de compromiso señala que como Italia había pedido que se mantuvieran esos apoyos (Bruselas quiere suprimirlos), para que permanezcan las primas al mosto haría falta quitar 132,2 millones de euros a los "sobres nacionales" lo que repercutiría en una menor asignación para cada país.

En este sentido, la ministra ha dicho que el texto de compromiso alude a esta cuestión "como una observación, aparece como un punto de discusión" y ha advertido de que no se trata de una propuesta formal para reducir las asignaciones a los países.

Asimismo, España ha pedido que Canarias quede excluida del arranque de viñas, aunque esto es una demanda jurídica que no tiene un impacto práctico, ya que de hecho el archipiélago lo está, dentro de los programas especiales Posei.