Archivo de Público
Miércoles, 27 de Enero de 2010

Montilla traslada al Gobierno la decisión sobre Ascó

Marca distancias con sus socios ecologistas al considerar que "es necesario un almacén de residuos nucleares en España"

PÚBLICO.ES/AGENCIAS ·27/01/2010 - 18:04h

EFE/Albert Olivé - Montilla conversa con Carod Rovira durante la sesión de control de este miércoles.

Después de que el pasado martes se anunciara que el presidente del Govern catalán, José Montilla, expresará su rechazo a la candidatura de Ascó para acoger el cementerio nuclear al ministro de Industria, Miguel Sebastián; este miércoles el dirigente autonómico ha evitado responsabilizarse de la decisión final, asegurando que el asunto está en manos del Gobierno central. Montilla aprovechó su intervención en la sesión de control del Parlament para asegurar que él no es antinuclear, marcando así las distancias con sus socios ecologistas.

El president del Govern considera que no se puede plantear la candidatura de Ascó por la "falta de consenso político, social y territorial", un requisito que él mismo defendió cuando ocupaba la cartera de Industria. Sin embargo, Montilla se dirigía a la portavoz parlamentaria de los ecologistas de ICV, Dolors Camats, para advertirle de que ambos tienen "coincidencias y discrepancias" y que él cree que "es necesario un almacén en España", mientras que la portavoz "igual no". 

Aún así, el líder del PSC cree que quien tiene "la competencia es el Gobierno español", que es quien "ha de resolver" el asunto. 

Así respondía Montilla a las preguntas de Camats, quien quiso saber "qué intenciones tiene para que el Almacén Temporal Centralizado (ATC) no se instale en Ascó". También el presidente de ERC, Joan Puigcercós, afirmó que "cuesta imaginar que para la instalación del ATC no se pida permiso a la Generalitat y sí para abrir un comercio", aunque celebró que el presidente Montilla "cumpla las resoluciones del Parlamento".

También ha hablado el conseller de Economía catalán, Antoni Castells, quien afirmó que la Generalitat actuará "de forma consecuente" con la postura de Montilla, pero que espera que el rechazo expresado por el president ha de tenerse en cuenta "y mucho" desde el Gobierno Central. 

"No apoyaremos ninguna medida relacionada con la energía nuclear que no cuente con un consenso político y territorial y con garantías plenas de seguridad", aseguró Castells. Además, el conseller ha afirmado que el Govern no autorizará "en ningún caso" la instalación de un almacén nuclear en Catalunya, una cuestión que es de competencia estatal, y que tampoco aprobarán ninguna resolución contraria a la que el Parlament aprobó en marzo de 2008, apoyada por CiU, ERC e ICV.