Lunes, 17 de Diciembre de 2007

Sarkozy anuncia más de 200 millones de euros de ayuda a los palestinos en la Conferencia de París

EFE ·17/12/2007 - 08:31h

EFE - El enviado europeo para el proceso de paz en Oriente Medio, Tony Blair, en declaraciones a la prensa después de su reunión con el ministro israelí de Defensa, Ehud Barak , y el primer ministro palestino Salam Fayyad, en Jerusalén, el pasado 13 de diciembre.

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, anunció hoy una contribución de "algo más" de 200 millones de euros (300 millones de dólares) en los próximos tres años a la Autoridad Nacional Palestina (ANP), en la apertura de la conferencia de donantes de París.

Sarkozy, que abrió el encuentro que reúne en la capital gala a representantes de 90 países y organizaciones internacionales, reclamó un "esfuerzo financiero excepcional" para acompañar "un contexto excepcional" surgido de la conferencia de paz de Annapolis del pasado 27 de noviembre y que debe comenzar a notarse en el primer semestre del año próximo.

El presidente galo aseguró que la contribución financiera que salga de la reunión de París debe servir para aportar un "apoyo inmediato al conjunto de la población palestina", incluida la de la banda de Gaza, bajo control de Hamas; sostener la economía de los Territorios ocupados; y "acompañar la edificación progresiva de un Estado moderno".

Para el presidente francés, el aislamiento de Gaza "comporta riesgos políticos, económicos y de seguridad", por lo que señaló que ayudarán a la ANP a desarrollar proyectos "con el sector privado".

"Los palestinos deber reconstruir la unidad detrás del presidente, Mahmud Abás. La paz no se hará sin Gaza, parte integrante del futuro Estado palestino. No se hará bajo la batuta de grupos que rechazan la existencia de Israel e imponen su control con la violencia", indicó el presidente francés en una clara alusión a Hamas.

Sarkozy abogó por la retirada de Israel de Cisjordania y propuso el despliegue de una fuerza internacional que apoye a los servicios de seguridad palestinos en esa zona.

A la ANP le dijo que "ha llegado el momento de iniciar las auténticas reformas y de afrontar el problema de la seguridad".

A Israel le indicó que "ha llegado el momento de acabar con la ocupación que comenzó en 1967, de permitir a todo un pueblo recuperar su dignidad".

Sarkozy alabó el programa trienal de reformas y desarrollo elaborado por el Gobierno palestino, del que dijo que "no tiene precedentes en la historia".

El presidente francés desgranó que la contribución francesa comportará 65 millones de ayuda presupuestaria, 33 millones de ayuda humanitaria y 96 millones para proyectos de reformas con carácter macroeconómico.

Los primeros 25 millones de ayuda presupuestaria serán enviados el mes próximo para hacer frente a las "necesidades más manifiestas".

A ésta ayuda directa se añadirá la contribución de Francia en la partida que destine a la ANP la Unión Europea (UE), indicó Sarkozy.

El presidente francés rindió homenaje a su homólogo palestino y al primer ministro israelí, Ehud Olmert, "dos hombres que comparten la misma convicción, lúcida, de que el fin del conflicto pasa por la solución de los dos Estados".

También se refirió al presidente de Estados Unidos, George Bush, y a su secretaria de Estado, Condoleeza Rice, presente en la sala, de los que dijo que "han optado por volver a comprometer a Estados Unidos en el proceso de paz".

Sarkozy expresó su deseo de que el Estado palestino sea creado a partir del año próximo.

"Un Estado independiente, democrático, en el que los palestinos, estén donde estén, puedan reencontrarse. Un Estado en el que puedan construir juntos su futuro y definir libremente su destino", aseguró.