Archivo de Público
Domingo, 17 de Enero de 2010

Un herido grave en un supuesto intento fallido de atentado en el este de Irán

EFE ·17/01/2010 - 09:00h

EFE - Agentes de la Policía iraní inspeccionan el lugar donde se registró la explosión de una bomba en el norte de Teherán (Irán), el pasado 12 de enero. EFE/Archivo

Una persona que portaba una carga explosiva resultó herida de gravedad anoche en la ciudad iraní de Mashad cuando al parecer trataba de perpetrar un atentado en esta localidad del noroeste del país, informó hoy la prensa local.

Según la agencia de noticias Mehr, el suceso ocurrió a las 20:00 horas (16:30 GMT) cerca del edificio que alberga la delegación de Gobierno.

Una patrulla de la Policía sospechó de un hombre que pululaba por los alrededores y cuando trataron de acercarse a él, el supuesto terrorista dejó caer un artefacto fabricado con un codo de tubería, que explotó, agregó Mehr, que dio a entender que los agentes resultaron ilesos.

Este es el segundo incidente de estas características que se produce en el país desde que hace una semana un atentado con moto bomba segara la vida en Teherán de Masud Ali Mohammadi, un reputado científico nuclear.

Los medios iraníes informaron el sábado de la explosión de una bomba dos días antes en el tejado de la casa del imán del sermón oficial del viernes de la localidad de Nahavand, al suroeste de Teherán.

El propio clérigo, hoyatolislam Moghisi, explicó a la agencia estudiantil de noticias Isna que la explosión ocurrió alrededor de las 22:00 horas (18:30 GMT) del pasado jueves sin dejar víctimas.

"La deflagración rompió los cristales de la casa pero no dejó ninguna víctima mortal ni heridos", señaló.

Irán está sumido en una grave crisis política y social que ha dividido el país desde que el pasado 13 de junio se conociera la reelección del presidente, Mahmud Ahmadineyad, que la oposición considera fruto de un fraude masivo.

Ese mismo día, cientos de miles de personas se echaron a la calle al grito de "¿dónde está mi voto?".

En la violenta de las protestas represión murieron al menos una treintena de personas, según cifras oficiales, y 72 de acuerdo con el cómputo de los opositores.

Además, miles han sido detenidas, entre ellas cientos de responsables y partidarios de la oposición reformista, que lideran los candidatos derrotados, Mir Husein Musaví y Mehdi Karrubí.

Las protestas, que se mantienen desde hace seis meses, se agravaron el pasado 27 de diciembre, día sagrado de Ashura, tras una violenta represión en la que perdieron la vida ocho personas, según cifras oficiales.

Irán ha acusado a Estados Unidos y el Reino Unido de instigar la peor crisis que atraviesa la República Islámica desde su fundación en 1979.