Archivo de Público
Sábado, 16 de Enero de 2010

Los países del Grupo "5+1" se reúnen hoy en Nueva York para analizar las sanciones a Irán

EFE ·16/01/2010 - 07:01h

EFE - El portavoz del ministerio iraní de Asuntos Exteriores, Ramin Mehmanparast, ha instado a los países a "una postura más constructiva" y ha abogado por continuar con la negociación con el grupo 5+1. EFE/Archivo

Los países del Grupo 5+1 se reúnen hoy en Nueva York, por convocatoria de los europeos, para analizar las posibles nuevas sanciones que pueden recaer sobre Irán por continuar su programa nuclear.

Fuentes diplomáticas indicaron que en la reunión participarán los directores políticos de los ministerios de Asuntos Exteriores de ese grupo de países, que son los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad (EE.UU., Francia, Reino Unido, Rusia y China) más Alemania.

Se trata de una cita en la que esos países abordarán la propuesta de Washington para imponer posibles nuevas sanciones a Teherán, al que los países occidentales acusan de estar utilizando su programa nuclear para uso militar, además de civil, y al que critican por rechazar sus ofertas de diálogo para resolver el problema, que ya dura varios años.

Fuentes diplomáticas occidentales calificaron la reunión de "importante", aunque también subrayaron que no esperan ningún avance significativo sobre esa posibilidad de reforzar las sanciones contra el Gobierno iraní.

Otras fuentes diplomáticas señalaron que "ir a las sanciones significa que el diálogo no ha funcionado".

Teherán, por su parte, que insiste en rechazar que su programa nuclear tenga un uso diferente del civil, señaló esta semana que un nuevo conjunto de sanciones internacionales no le afectará ni ayudará a resolver el conflicto.

El portavoz del ministerio iraní de Asuntos Exteriores, Ramin Mehmanparast, instó a los países a "una postura más constructiva" y abogó por continuar con la negociación con el grupo 5+1.

La secretaria de Estado de EE.UU., Hillary Clinton, señaló esta semana que la mejor manera de ejercer presión sobre Irán para que abandone sus aspiraciones nucleares es imponer sanciones contra aquellos que toman las decisiones en Teherán.

A finales del pasado año las autoridades iraníes rechazaron una propuesta de Washington, París y Moscú para enviar su uranio al 3,5 por ciento al exterior y recuperarlo tiempo después enriquecido al 20 por ciento, en las condiciones necesarias para mantener operativo su reactor nuclear civil en la capital.

Mientras Irán asegura que conseguirá el combustible "por sus propios medios" si en el plazo de un mes el Organismo Internacional de la Energía Atómica (OIEA) no se lo suministra, EE.UU. ha amenazado con esas nuevas sanciones, para lo que cuenta con el visto bueno de Reino Unido, Francia y Alemania.

Esta misma semana el portavoz del departamento de Estado de EE.UU., Gordon Duguid, señaló que el objetivo de la cita "es contrastar las ideas que tienen los países" para ver qué se puede hacer "para que Irán cumpla con sus obligaciones internacionales", al tiempo que destacó que "este va a ser un proceso muy largo".

En anteriores ocasiones las negociaciones entre los países para decidir la imposición de sanciones a través del Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU) ha sido un proceso que se ha prolongado por varios meses y que ha requerido de numerosas reuniones.

De los países que hoy se reúnen en Nueva York, Rusia y China, en especial, son los más reticentes a la imposición de esas sanciones.