Archivo de Público
Viernes, 15 de Enero de 2010

De Laiglesia dice que es imperiosa la necesidad de coordinación de la ayuda

EFE ·15/01/2010 - 01:35h

EFE - Fotografía cedida por las Naciones Unidas de un hombre ajustando el traje de un familiar muerto en el parqueadero del Hospital General de Puerto Príncipe.

El secretario de Estado para Iberoamérica, Juan Pablo de Laiglesia, ha asegurado hoy que "es imperiosa la necesidad de coordinación" de la ayuda humanitaria y de salvamento para poder atender a la población haitiana y tratar de salvar la vida de las personas que siguen entre los escombros.

De Laiglesia, en una breve conversación telefónica con Efe, ha afirmado desde Puerto Príncipe, la capital haitiana, que esta actuación más coordinada es la gran prioridad después de que la comunidad internacional haya respondido a la llamada de socorro de Haití.

El secretario de Estado para Iberoamérica llegó ayer, jueves, a Puerto Príncipe en el primer avión fletado por el Gobierno con equipos de rescate integrados por militares, policías y bomberos y una unidad de emergencia consular.

Ha explicado que la "gran afluencia de ayuda" internacional se pudo constatar antes de aterrizar en Puerto Príncipe debido a la "saturación" que había en el aeropuerto, lo que obligó a que el avión tuviera que sobrevolar sobre la capital durante una hora.

"El aeropuerto está lleno no sólo con aviones que quieren descargar, sino con los que quieren aterrizar", ha comentado.

En su opinión, "la solidaridad internacional se está volcando con Haití, después del seísmo de 7 grados en la escala de Richter ocurrido el pasado martes, que ha causado miles de muertos.

"Esto es una buena noticia dentro de la tragedia", se ha felicitado.

El secretario de Estado ha añadido: "Lo que se aprecia ahora es una imperiosa necesidad de coordinación".

De Laiglesia está coordinando la labor diplomática y está en contacto con los equipos de salvamento y los miembros de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) desplazados a Haití y que ya están operativos sobre el terreno.

También está pendiente de las tareas de localización de los españoles que están en la isla.

De las 111 personas que se estima que integran la colonia española en Haití, la Embajada tiene controlados a 75, de los que algunos presentan heridas leves a causa del terremoto.

La delegación diplomática española está tratando de instalarse en una base de operaciones estable, puesto que el edificio de la Embajada, la residencia del embajador y la Oficina Técnica de Operación han quedado seriamente dañadas por el terremoto.

El embajador español en Haití, Juan Fernández Trigo, ha sido evacuado al hospital de la base naval de Guantánamo (Cuba) para ser atendido de las heridas sufridas en un brazo a causa del terremoto.

Le va a suplir provisionalmente el embajador en la República Dominicana, Diego Bermejo, quien se ha trasladado a Haití desde el país vecino junto con otros dos diplomáticos.