Archivo de Público
Miércoles, 13 de Enero de 2010

Chávez suma a la devaluación cortes del suministro eléctrico

El Gobierno trata de atajar la especulación ordenando el cierre de 70 comercios

DANIEL LOZANO ·13/01/2010 - 01:30h

D. Fernández / EFE - Un supermercado de Caracas cerrado.

La Venezuela devaluada prosiguió ayer el aterrizaje sobre su nueva realidad tras las medidas decretadas por Chávez el pasado viernes, que pueden suponer la pérdida de un 50% del poder adquisitivo.

El frenesí consumista se detuvo mientras el Gobierno proseguía la lucha contra la especulación. El lunes fueron sancionados 70 comercios con el cierre durante 24 horas. Ayer se mantenía el dispositivo con varias clausuras más, al que hoy se sumarán las patrullas bolivarianas del PSUV, "para controlar los negocios que promuevan la usura", según proclamó Rodrigo Cabezas, uno de sus dirigentes.

La nueva realidad también está marcada por la acuciante crisis energética. El Gobierno anunció ayer la nueva dieta eléctrica: cortes de tres y cuatro horas cada dos días en todo el país, incluida Caracas.

La digestión de las nuevas cifras está siendo muy pesada para la población. El salario mínimo venezolano ya no es el más alto del continente, tras desplomarse con el nuevo cambio. Hoy equivale a 302 dólares, superado por Panamá (416 dólares), Argentina, Chile y Paraguay, según el estudio realizado por el diario El Universal.

Ingresos extras

Agentes económicos discutían acerca del dinero extra que el Estado va a ingresar gracias a la devaluación (del 20% para los productos esenciales y del 100% para el resto). Ahora recibirá el doble por su petróleo, lo que supone entre 40 y 100 millardos extras, no incluidos en el presupuesto y con los que Chávez puede afrontar distintos retos: misiones sociales, campaña para las elecciones de septiembre, inversiones en el olvidado sector eléctrico y ayudas económicas a los países del la ALBA.

La devaluación ha provocado la reacción de toda la oposición, que ha convocado una manifestación para el próximo día 23.

"Chávez tiene que rendir cuentas de qué se ha hecho en 11 años con 950.000 millones de dólares [del petróleo] que se han dilapidado", acusó Antonio Ledezma, alcalde mayor de Caracas.