Archivo de Público
Martes, 12 de Enero de 2010

La presión sindical sube los salarios el 2,59%

Los agentes sociales se reúnen de nuevo para negociar los convenios de 2010 sin avances

BELÉN CARREÑO ·12/01/2010 - 00:30h

El ejercicio pasado se cerró con una lluvia de cifras contradictorias. Los trabajadores, por ejemplo, sufrieron uno de los peores años para el empleo, pero los que han conservado su puesto de trabajo han visto cómo su renta disponible crecía por el desplome del euríbor y los precios. Además, la presión de las centrales sindicales y de los comités de empresa ha logrado que el poder adquisitivo de las plantillas crezca, gracias a una subida salarial media del 2,59%, frente a una evolución de los precios negativa, con una caída del 0,4%.

Este alza, que es la media de los convenios revisados y los de nueva firma registrados en el Ministerio de Trabajo, mide el éxito de la lucha sindical porque las empresas cumplieras las subidas pactadas en los convenios vigentes el año pasado. Los pactos firmados antes de 2009 preveían un alza salarial en línea con el objetivo de inflación del Banco Central Europeo ( 2%), más la productividad, una estructura que muchas patronales se resistieron a cumplir.

Casi ocho millones de trabajadores hicieron valer sus derechos pactados

Piedra de toque

La disensión sobre la pertinencia de subir este 2% llevó a que por primera vez desde 2002 se rompiera la negociación colectiva y no se firmara un acuerdo marco de referencia para los nuevos convenios. Además, el año registró un rosario de intervenciones del Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje (SIMA) para dirimir la obligatoriedad de las subidas firmadas, y hasta los tribunales han tenido que intervenir en algunos sectores o territorios.

Con todo, la cifra recogida por Trabajo demuestra que la negociación ha tenido sus frutos. Más de 7,6 millones de trabajadores han logrado una mejora retributiva que cumple con la legalidad pactada (en el caso de los convenios firmados otros años), y otro millón ha logrado arrancar el año pasado en los nuevos convenios una subida media del 2,35%.

La construcción de Andalucía se resiste a cumplir lo acordado

El secretario de Acción Sindical de Comisiones Obreras, Ramón Górriz, se muestra satisfecho por el resultado, que ve más "apegado" a la evolución económica real. Sin embargo, lamenta el fleco que aún está sin rematar en la negociación del ejercicio pasado: los convenios colectivos de los trabajadores de la construcción de siete provincias andaluzas que quedan por firmar.

Por su parte, el secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, también cree que el dato refleja el esfuerzo de los sindicatos por cumplir la ley, pero advierte de que aún está pendiente lograr el eje central de la negociación: el mantenimiento del empleo.

Reunión secreta

Precisamente ayer, patronal y sindicatos mantuvieron una nueva reunión que no se anunció a los medios para cerrar el los criterios de la negociación colectiva de los próximos ejercicios, sin lograr avanzar en algunas de las disputas principales. La reunión, que fue a nivel de segundas espadas con excepción de CEOE que envió a su director de relaciones laborales, José de la Cavada, está enmarcada en un calendario de encuentros que se han fijado los agentes sociales para intentar dar salida cuanto antes a los convenios de 2010.

Sin embargo, fuentes próximas a la negociación, creen que esta va a ir más lenta de lo previsto, debido a las diferencias que aún persisten entre patronal y sindicatos. A diferencia de 2009, en el que la negociación colectiva atravesó un año de transición con casi todos los sectores importantes cubiertos por convenios plurianuales, en este ejercicio deben resolverse un alto número de pactos de empresa.

La negociación colectiva es la llave para que patronal y sindicatos se sienten a negociar distendidamente con el Gobierno en el marco del Diálogo Social. La reunión tripartita podría convocarse la próxima semana, coincidiendo con la presentación de reforma laboral del Gobierno prevista para el día 22 de enero.