Archivo de Público
Domingo, 10 de Enero de 2010

Nadal deja escapar la final de Doha ante Davydenko

Reuters ·10/01/2010 - 09:22h

El tenista ruso Nikolay Davydenko se recuperó de manera magistral tras un mal comienzo para derrotar el sábado al español Rafael Nadal por 0-6, 7-6 y 6-4 en la final del Abierto de Qatar.

Después de perder el primer set en blanco, Davydenko, tercer cabeza de serie del torneo, mejoró para conseguir la victoria ante el número dos del mundo en una hora y 43 minutos de juego.

El ruso, sexto de la clasificación mundial y que venía de ganar al suizo Roger Federer en la semifinal, realizó 52 golpes ganadores ante Nadal, para quedarse con un premio final de 183.000 dólares (127.000 euros).

Con este triunfo, Davydenko se coloca con ventaja en los duelos particulares con Nadal, con cinco triunfos y cuatro derrotas.

"Después de perder el primer set 6-0, pensé que no tenía ninguna posibilidad de ganar", dijo el ruso.

"Al principio, él estaba arriba y tuve que luchar cada punto. Sin embargo, cuando a medida que el partido avanzaba, Rafa perdió su concentración y cometió muchos errores", agregó.

Por su parte, Nadal trató de buscar los aspectos positivos después del partido, y empieza a pensar en defender el título conseguido el año pasado en el Abierto de Australia, que se disputará a finales de este mes.

"Estoy contento con la forma en la que jugué. Hice un tenis increíble en el primer set. Esto demuestra que vuelvo a estar en mi mejor nivel, tal vez al mismo nivel que en 2008. Es una inyección de moral enorme", dijo.

"Después de perder el 'tie break' (10-8), no sé qué hice mal. He perdido ante uno de los mejores jugadores del mundo", dijo Nadal, que añadió que era demasiado pronto para hablar de sus posibilidades de ganar el Abierto de Australia.

Davydenko dijo que vencer a Nadal y Federer en el Abierto de Australia sería un reto completamente diferente.

"Les puedo ganar en tres sets, pero en cinco sets no lo sé. (Además) el clima de Doha me viene mejor que el de Australia, por lo que será muy difícil", concluyó Davydenko.