Archivo de Público
Viernes, 8 de Enero de 2010

El jefe de GM Europa prevé recortes de empleo en Opel y Vauxhall

Reuters ·08/01/2010 - 13:14h

El presidente de General Motors Europa advirtió el viernes a los trabajadores de Opel y de su marca hermana Vauxhall de que se avecinan tiempos difíciles, que pueden incluir recortes de puestos de trabajo, mientras busca poner a punto a las dos fabricantes europeas.

La automotriz estadounidense General Motors está renovando sus operaciones europeas como consecuencia de la decisión de mantener su unidad alemana Opel, tras rechazar una venta que el ex presidente ejecutivo Fritz Henderson había respaldado y ayudado a dirigir.

"Todavía hay mucho trabajo ante nosotros y tiempos difíciles por llegar. Tenemos que trabajar rápido para reducir nuestra capacidad y mantener la productividad y la calidad", dijo Nick Reilly en un blog dirigiéndose a los empleados.

El cambio puede resultar muy duro para la rama europea de General Motors y para sus empleados. "Es la dura realidad", expresó.

Además de los recortes, Reilly indicó que este año serán lanzados siete nuevos productos como parte de una nueva ofensiva.

Opel ha dicho que planea recortar en torno a 8.300 empleos de su plantilla de 50.000 trabajadores en una reorganización que supondrá 3.300 millones de euros en busca de la ayuda estatal de países con plantas de Opel, como Alemania, Gran Bretaña, España y Polonia.

Reilly, que también ocupa la presidencia ejecutiva de Opel y Vauxhall y que fue inicialmente designado para reestructurar la compañía internamente, comentó que anunciará en breve un nuevo equipo directivo.