Archivo de Público
Viernes, 8 de Enero de 2010

"La paz habrá que construirla entre todos"

El Gobierno vasco apuesta por la reinserción de los presos de ETA

PUBLICO.ES/AGENCIAS ·08/01/2010 - 12:32h

La portavoz del Gobierno vasco y consejera de Justicia, Idoia Mendia.

La portavoz del Gobierno vasco y consejera de Justicia, Idoia Mendia, afirmó hoy que cree en la reinserción "de todos los presos" porque, cuando llegue la paz, "habrá que construirla entre todos en este país". Además, consideró que la huelga de hambre de los reclusos de ETA no les llevará a ninguna solución".

Tras asegurar que es necesario trabajar por un futuro donde quepan "todos los que han sufrido" en Euskadi y puedan "mirarse a la cara", realizó un llamamiento a no ser "ingenuos a la hora de valorar las intenciones de aquellos que supuestamente dicen querer hacer política alejados de las bombas y las pistolas, pero, luego, son incapaces de plantearse ante quienes las utilizan".

Durante su intervención en el desayuno de Forum Europa-Tribuna Euskadi, Mendia aseguró que "nadie que no renuncia fehacientemente al terrorismo y a la violencia, va a poder penetrar en el terreno en el que se desarrolla la política".

La representante del Ejecutivo vasco afirmó que el Gabinete de López se plantea como principal reto el del logro de la paz y apuntó que "el rechazo social a la utilización de la violencia para conseguir fines políticos es mayoritario en Euskadi".

"La inmensa mayoría de la sociedad vasca -incluida la mayoría de la izquierda abertzale ha interiorizado que ETA no tiene otro futuro que el abandono definitivo e incondicional de las armas, y, así, cada vez se alzan más voces en este sentido", apuntó.

El voto y la palabra como únicas armas

Además, consideró que, "después de la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos que avala la legalidad de la Ley de Partidos Políticos, nadie puede llamarse a engaño", y en el futuro, "el que quiera hacer política en este país tendrá, primero, que romper con ETA, alejarse definitivamente de ella, y emplear las únicas armas que son aceptables en democracia: el voto y la palabra".

En este sentido, dijo que "todas las ideas y todos los proyectos políticos, también la independencia, se pueden defender y se defienden, de hecho, en el Parlamento y se pueden someter al veredicto de las urnas".

"Lo único que se impide, con la Ley en la mano, es que haya organizaciones que actúen contra el sistema democrático y las libertades esenciales de los ciudadanos, sosteniendo la violencia y las actividades terroristas de ETA", añadió, para recordar a los tres asesinados por la organización terrorista en 2009: el inspector de la Policía Nacional Eduardo Puelles, y los guardias civiles Carlos Saenz de Tejada y Diego Salvá.

"Ellos tres, al igual que todas las víctimas del terrorismo, merecen nuestro recuerdo y homenaje desde la conciencia clara de que su asesinato es la violación fundamental de derechos humanos que se produce en nuestra sociedad", aseveró.