Archivo de Público
Viernes, 8 de Enero de 2010

Henin y Clijsters jugarán la final en Brisbane

Reuters ·08/01/2010 - 09:59h

Las tenistas belgas Justine Henin y Kim Clijsters superaron el viernes sin complicaciones sus duelos de semifinales y disputarán la que se perfila como una prometedora final en el torneo de Brisbane.

Henin, en el primer certamen que disputa en 20 meses tras volver al circuito de competición, tardó sólo 66 minutos en pulverizar a Ana Ivanovic por 6-3 y 6-2 , en un partido en el que sorpresivamente no encontró resistencia de parte de la serbia.

Posteriormente, Clijsters, que el año pasado ganó el Abierto de Estados Unidos tras volver también al circuito de la WTA, demolió a la alemana Andrea Petkovic por 6-4 y 6-2.

Las ex compañeras en el equipo belga de la Copa Federación ya se han enfrentado en 22 ocasiones, con ventaja de 12-10 en el historial para Henin, pero la final del sábado será su primer duelo desde las semifinales de Wimbledon 2006.

?Siempre es especial jugar con Kim?, dijo Henin a periodistas. ?Va a ser un buen partido, un desafio, un partido duro?, agregó.

En su cuarto encuentro en cinco días tras estar más de un año y medio alejada del tenis profesional, una implacable Henin no dio muestrs de cansancio, en un claro indicio de sus intenciones para el inminente Abierto de Australia, que comienza el 18 de este mes.

?No sabía qué esperar, con los altibajos de esta semana?, declaró Henin. ?Este es mi primer torneo tras 18 meses. Es una sensación bonita?, agregó la tenista de 27 años.

Clijsters parecía tener ante sí un difícil desafío cuando quedó 4-4 ante Petkovic en el primer set, pero la belga ganó los seis juegos siguientes y tomó el control del partido.

En el cuadro masculino, el checo Tomas Berdych venció al brasileño Thomaz Bellucci por 7-6 (7-4), 2-6 y 7-6 (7-3) y se unió al último campeón del torneo, el checo Radek Stepanek, y al francés Gael Monfils en las semifinales del sábado.

El estadounidense Andy Roddick, máximo favorito del certamen, se medirá el viernes al francés Richard Gasquet en el último partido de cuartos de final.