Archivo de Público
Jueves, 7 de Enero de 2010

La entrada de Google cambia la industria inalámbrica

Reuters ·07/01/2010 - 19:35h

Google ha presentado finalmente su esperado teléfono inteligente Nexus One, pero las consecuencias del nuevo papel de la firma de Internet como proveedor de teléfonos móviles son todavía confusas.

Para las compañías inalámbricas establecidas, Google representa el salto de un nuevo peso pesado al ring. Y al saltarse a los proveedores de servicios inalámbricos al vender los teléfonos directamente a los consumidores, el principal buscador de Internet del mundo no está jugando con las reglas habituales.

Esto no augura nada bueno para los distribuidores, como AT&T o Verizon Wireless, que controlan las ventas de teléfonos a través de tiendas diseminadas a lo largo de Estados Unidos.

Pero a pesar de la fuerza de Google en Internet, los analistas no presumen un cambio en el modelo de negocio en el corto plazo, diciendo que la empresa debe ir con cuidado para no enfadar a los socios de su sistema operativo móvil Android.

"Necesitan a sus proveedores y a sus distribuidores de dispositivos para impulsar el Android. Tienen que caminar sobre un hilo", comentó Steve Clement analista de Pacific Crest Securities. "No pueden pisar a sus socios que finalmente utilizarán Android".

"Los distribuidores han hecho una gran inversión en su propia representatividad para el público", añadió. "Hay mejores maneras de gestionar a sus abonados mediante sus propios canales".

Estos movimientos llegan dos años después de que Google anunciase sus planes de desarrollar el Android, que utilizan más de 20 dispositivos.

El objetivo real de Google puede no ser necesariamente un vendedor de electrónica de consumo y competir con los productos de Apple, comentan algunos analistas.

Sin embargo, Google quiere impulsar la adopción de Android para ayudar a asegurar que sus servicios online continúan teniendo un lugar importante en la nueva generación de dispositivos móviles.

"No creo que se trate de Google buscando cambiar la manera en que los móviles son comprados y vendidos!", dijo Youssef Squali, analista de Jefferies & Co. "Si eso cambia, que así sea, pero será un producto de Google el que intente llevar los teléfonos hasta las manos de la gente".

IMPROBABLE QUE APPLE SIGA EL EJEMPLO

El Nexus One ha recibido críticas positivas, aunque los analistas dicen que su diseño general y el precio no son tan revolucionarios como podría haberse esperado.

Así, no esperan que Google ejerza tanta influencia en la industria como Apple, por ejemplo.

Los analistas dicen que no esperan que Apple siga el ejemplo con una nueva versión del iPhone en Estados Unidos, ya que el precio del dispositivo sin contrato con un distribuidor podría ser demasiado alto para los consumidores.

Google ha dicho que espera reducir los precios al vender el producto directamente a los consumidores.

Pero Philip Cusick, analista de Macquarie Research, dijo que el canal exclusivo de ventas online podría limitar el acceso del público general al teléfono, debido a que muchos consumidores prefieren ver y tocar el teléfono antes de comprarlo.

Algunos analistas han especulado con que Google pueda ofrecer su propio servicio inalámbrico convirtiéndose en un operador de Red virtual y revenda las ondas a los distribuidores, pero este modelo no ha sido beneficioso para muchas empresas que lo han probado antes.