Archivo de Público
Jueves, 7 de Enero de 2010

Los sindicatos amenazan con huelgas contra el plan fiscal griego

Reuters ·07/01/2010 - 18:38h

Los sindicatos griegos amenazan con convocar una huelga el próximo mes contra el plan indicado por la Unión Europea de recortar los salarios y subir los impuestos, aumentando la presión sobre el Gobierno socialista.

El sindicato del sector público ADEDY y su homólogo privado GSEE dijeron el jueves que protagonizarían una huelga a nivel nacional para protestar contra un plan que implicará el 3 ó 4 por ciento de reducción de los salarios de los funcionarios públicos y la subida de impuestos para la mayoría de los griegos.

"Si el plan resulta ser la adopción de los puntos de vista neoliberales y monetaristas de los burócratas de Bruselas, reaccionaremos, comenzando con una huelga los 10 primeros días de febrero", dijo el portavoz de GSEE Stathis Anestis.

El Gobierno socialista, que llegó al poder en octubre con la promesa de subir los impuestos a los ricos y ayudar a los pobres, no tiene más opción que buscar la austeridad tras revelar que los conservadores, que les precedieron en el cargo, declararon un déficit inferior al real, provocando turbulencias en el mercado griego y llamamientos a la adopción de medidas urgentes por parte de la UE.

Los socialistas prometieron llevar el déficit presupuestario por debajo del límite del 3 por ciento del PIB en 2012 desde el 12,7 en el que se situaba en 2009. Pero al verse forzado a endeudarse para cubrir los agujeros presupuestarios, Grecia se va a convertir en el miembro de mayor deuda de la zona euro este año.

Un equipo de inspección de la UE visita Atenas desde el 6 y hasta el 8 de enero para analizar el duro programa de recorte del déficit que será enviado a Bruselas a finales de enero. Los responsables gubernamentales dijeron el jueves que el equipo había pedido más detalles.

la paga mensual extra no es parte del salario básico - además de congelar las contrataciones de la administración y una reducción del 10 por ciento en los gastos de la seguridad social de este año.

"No puedo imaginar que haya recortes en gastos de salud y educación", sentenció Anestis.