Archivo de Público
Martes, 5 de Enero de 2010

Brecha en cobertura vacunación niños EEUU se achica: estudio

Reuters ·05/01/2010 - 20:47h

Cada vez más niños estadounidenses son inmunizados contra enfermedades infantiles comunes y las disparidades en la cobertura de vacunación entre los distintos grupos socioeconómicos se está achicando, reveló un estudio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Si bien los resultados son una "muy buena noticia", según la doctora Elizabeth T. Luman, epidemióloga de los CDC en Atlanta y coautora de la investigación, "aún no es suficiente".

En el 2008, señalaron Luman y el doctor Zhen Zhao en su informe, el único grupo en cumplir con el objetivo de Personas Saludables 2010 de un 80 por ciento de cobertura fue el de niños sin hermanos o hermanas.

Los expertos observaron datos sobre vacunación de 185.516 chicos de 19 a 35 meses de vida entre el 2000 y el 2008, para examinar las tendencias en la cobertura de inmunización.

Durante los primeros 18 meses de vida, se recomienda vacunar a los niños contra la difteria, el tétanos y la pertussis (con al menos cuatro dosis); el virus de la polio (tres dosis); el sarampión, las paperas y la rubeola (una dosis); la hepatitis B (tres dosis); la Haemophilus influenza tipo B (tres dosis) y la varicela (una dosis).

En el 2000, hallaron Luman y Zhao, los niños que vivían en la pobreza eran mucho menos propensos a haber recibido todas las vacunas recomendadas, al igual que aquellos con madres que no habían terminado la secundaria, eran solteras o menores de 30 años.

Los chicos que recibieron sus inmunizaciones en lugares públicos, como por ejemplo clínicas gubernamentales, eran menos propensos a estar cubiertos completamente que aquellos a los que se les aplicaban las vacunas en una institución privada, como el consultorio del pediatra.

Aunque esas disparidades persistieron en el período estudiado, se achicaron. Las diferencias raciales y por zona de residencia (urbana, suburbana y rural) ya no fueron importantes en el 2008.

Los niños sin hermanos eran también más proclives a estar totalmente inmunizados que aquellos que tenían por lo menos un hermano o hermana.

Algunas personas, dijo Luman, atribuyen esto al "síndrome Kodak", según el cual los hijos mayores tienen muchas más fotos en el álbum familiar que sus hermanos menores.

"Probablemente sea un problema logístico", añadió la investigadora, al indicar que posiblemente es más difícil para las familias con más de un hijo que todos sean vacunados en tiempo y forma.

El rango de la cobertura de vacunación varió en el 2000 del 47 por ciento para los niños tratados por proveedores públicos a casi el 60 por ciento entre los hijos únicos. En el 2008, esas cifras llegaron al 72 y el 81 por ciento, respectivamente.

Gran parte de la reducción de las disparidades puede atribuirse al programa Vacunas para los Niños, que ofrece inmunizaciones gratuitas a los chicos que no tienen un seguro que cubra las inmunizaciones, expresó Luman.

"También ha habido un aumento de la conciencia sobre la necesidad de identificar a los niños que corren riesgo de no tener todas las vacunas y, en los médicos, de asegurarse de poner énfasis adicional en inducir a su vacunación", agregó.

Pero aún hay mucho por mejorar, concluyó Luman. "Se requiere trabajo adicional para asegurar que los grupos de niños sin atención sean vacunados y protegidos contra enfermedades evitables mediante la inmunización", finalizó la autora.

FUENTE: American Journal of Preventive Medicine, febrero del 2010